¿Guardas tus contraseñas en LastPass? Si no pagas tendrás problemas

Si queremos estar protegidos en Internet, uno de los pasos más importantes es usar contraseñas largas, seguras y diferentes. Y como recordarlas todas ellas es una tarea complicada, al final es necesario empezar a usar un buen gestor de contraseñas, un programa que las guarde y nos ayude a recordarlas. LastPass es uno de los pioneros en este mercado, y uno de los más conocidos y utilizados. Para usar este programa es necesario pagar una suscripción todos los meses, o asumir unas limitaciones a cambio de usarlo gratis. Sin embargo, a partir de ahora, la versión gratuita va estar mucho más limitada, siendo casi imposible de usar.

Los usuarios que usaran hasta ahora la versión gratuita del programa pueden guardar sus contraseñas de forma segura en su nube y acceder a ellas desde cualquier ordenador o dispositivo desde el que se conecten. Usando la clave maestra, sus contraseñas están siempre disponibles. Es cierto que no podemos compartirlas con otros usuarios ni contar con un panel de seguridad o 1 GB de almacenamiento en la nube, entre otras funciones. Pero su función la cumplía más o menos bien.

Sin embargo, la compañía acaba de anunciar un cambio en este plan gratis, que entrará en vigor dentro de un mes, que hará que usar este software deje de ser útil. Un cambio que, literalmente, nos obligará a pagar si queremos usar el programa.

Interfaz principal lastpass

LastPass te obliga a elegir: o móvil o PC, pero no los dos

Hasta ahora, con la versión gratis del programa podíamos acceder a todas nuestras contraseñas desde cualquier ordenador o dispositivo. Sin embargo, a partir del 16 de marzo de 2021, la cosa va a cambiar. El plan gratuito de LastPass nos va a obligar a elegir si queremos acceder a las contraseñas desde un ordenador o desde un móvil, pero nunca desde los dos sitios.

Esto nos deja dos posibles escenarios:

  • Si elegimos la opción del ordenador, podremos acceder a nuestras contraseñas desde nuestro PC, nuestro portátil e incluso cualquier otro ordenador que usemos. Pero no podremos acceder a ellas desde el móvil o la tablet.
  • En caso de preferir acceder a las contraseñas desde el móvil, estas estarán disponibles en un iPhone, en un móvil Android, en un iPad e incluso desde el reloj, pero no podremos acceder a ellas desde un ordenador.

Además, a partir del 17 de marzo de este mismo año, los usuarios de la versión gratuita ya no podrán recibir soporte a través del email, quedando esta función reservada exclusivamente a quienes paguen.

¿Pagar o buscar una alternativa?

Tras estos cambios, la versión gratuita del programa queda, literalmente, inutilizable. Hoy en día es raro que alguien use solo un PC o use solo un móvil. Lo normal es que trabajemos en ambos al mismo tiempo. Por tanto, si realmente LastPass nos ofrece todo lo que necesitamos para guardar nuestras contraseñas, debemos elegir si pagar 2.90 euros al mes por la versión Premium, o 3.90 por la versión familiar para compartir el servicio con 6 usuarios.

Si no queremos seguir pagando este servicio, entonces podemos buscar alternativas. Existen una gran variedad de gestores de contraseñas donde elegir. Algunos son servicios similares a LastPass, como es el caso de 1Password, y otros son totalmente gratuitos y de código abierto que nos brindan una seguridad superior, como Bitwarden, para montar nuestro propio LastPass, o KeePass, para crear una base de datos de contraseñas 100% personal.

Por supuesto, vamos a poder exportar nuestras contraseñas desde LastPass para llevarlas a cualquier otro programa. Aunque os recomendamos tener mucho cuidado en el proceso, ya que estas se suelen exportar en texto plano.