Los discos duros y SSD funcionarán mejor que nunca en Linux

Si algo caracteriza a Linux es la compatibilidad. Este sistema operativo de código abierto es capaz de leer y escribir en casi cualquier tipo de unidad, ya use sus propios sistemas de archivos por defecto, o sistemas de archivos de otros sistemas, como el NTFS de Windows. Sin embargo, si es verdad que, al trabajar con unidades NTFS debemos andar con pies de plomo, ya que los drivers actuales tienen cierta inestabilidad y, si algo sale mal, podemos perder nuestros datos. Por suerte, gracias a Paragon y su driver NTFS3, esto puede acabar con la llegada del próximo Linux 5.15.

Un driver comercial que llega por sorpresa a Linux

Hace un año, Paragon anunció que estaba pensando en llevar sus drivers comerciales de NTFS al Kernel de Linux, una noticia que, desde luego, alegró a la comunidad. Durante mucho tiempo, los controladores NTFS3 han sido un conjunto de drivers comerciales por los que los usuarios de Linux tenían que pagar. Sin embargo, dada la existencia de otros sistemas de archivos de muy buena calidad, como exFAT o F2FS, cada vez había menos organizaciones interesadas en estos controladores. Por ello, finalmente la compañía ha decidido cambiar de estrategia e intentar ganarse la confianza de la comunidad.

Durante los últimos meses, el nuevo driver NTFS para Linux ha estado pasando varias rondas de revisión para poder mejorar la calidad del código gracias a la comunidad de desarrolladores del Kernel. Este nuevo NTFS3 ofrece un funcionamiento mucho mejor que los controladores de NTFS actuales, además de incorporar funciones y características que no están disponibles en los drivers de código abierto.

Este controlador ha estado en fase de pruebas bastante tiempo, y no solo no se han detectado problemas graves, sino que desde el primer momento se han podido ver las ventaja que ofrece respecto a los controladores estándar del núcleo y los obsoletos ntfs-3g. Y, tras estas pruebas, finalmente ya casi lo tenemos entre nosotros.

Disco duro y SSD

El nuevo NTFS3 llegará con el Kernel 5.15

Linus ya está ultimando los detalles de la próxima versión de su Kernel, y al no ver este nuevo driver de Paragon en los paquetes ha preguntado si realmente está listo o aún hay que esperar un poco más a completar las pruebas. Konstantin Komarov, de Paragon, ha informado de que el controlador está casi listo, no se han visto problemas ni regresiones en las pruebas, pero que necesita un poco más de tiempo para probar los últimos parches.

Sea como sea, el nuevo driver NTFS3 debería estar listo para el lanzamiento del nuevo Kernel Linux 5.15, por lo que es probable que, muy pronto, nuestros discos duros de Windows empiecen a funcionar mucho mejor en este sistema operativo, y a dar muchos menos problemas.

Paragon se compromete, además, a seguir manteniendo su nuevo driver en Linux, lo que es, desde luego, una excelente noticia para la comunidad, dado que ntfs-3g está abandonado, y el driver oficial del núcleo no terminaba de funcionar del todo bien en este sistema operativo.

El Kernel 5.15 de Linux, sin duda, marcará un antes y un después para este sistema.

Fuente > phoronix

¡Sé el primero en comentar!