Evita daños: controla la temperatura de tu CPU y GPU en Windows

De entre los muchos componentes que se podrían considerar como fundamentales de tu PC, podemos destacar la memoria RAM, la CPU o la GPU instaladas. Junto a otros como las unidades de disco, estos hacen que el conjunto funcione a la perfección. Pero no está de más que tengamos cierto control sobre ello, por ejemplo, viendo la temperatura de la CPU y la GPU del equipo.

Hay que tener en cuenta que, de la buena salud de estos importantes elementos, dependerá en gran medida el funcionamiento del resto del equipo. Aquí entran en juego multitud de variables, y no todas son medibles por nosotros. Pero entre estas nos encontramos con algo de la trascendencia de la temperatura, tanto de la CPU como de la GPU. Y es que seguro que en más de una ocasión habéis notado cómo los ventiladores del PC se ponían en funcionamiento de forma repentina. Es más, hay ocasiones en que puedes notar que estos están corriendo a velocidad máxima, lo que podría ser un tanto preocupante en algunos casos.

Esto es algo que suele estar relacionado de manera directa, bien con la temperatura de la CPU, bien con la de la GPU en ese preciso momento. Por tanto, si estamos corriendo programas que exigen muchos recursos del PC, es posible que estos empiecen a calentarse, y es cuando saltan los ventiladores del equipo. El problema puede venir cuando lo hacen sin que estemos ejecutando juegos o algún otro software exigente. Es por todo ello que el poder tener un cierto control sobre la temperatura de estos componentes, la CPU y la GPU, nunca va a estar de más.

Ver la temperatura de la CPU en Windows

Pues bien, el que para la mayoría es el corazón del ordenador, la CPU, en ocasiones puede sufrir recalentamientos, por una razón u otra. Esto puede venir dado porque le estamos exigiendo demasiado, por algún tipo de malware o por algún malfuncionamiento. Esto puede resultar desastroso, ya que un sobrecalentamiento durante un largo período de tiempo puede dañar el hardware.

Cómo ver el modelo de la CPU de mi PC en Windows

Para que nos hagamos una idea, si nos referimos a la CPU, esta debería rondar los 60 grados centígrados para saber que todo está dentro de la normalidad. Al mismo tiempo, a partir de los 70 u 80 grados, la cosa es preocupante, por lo que deberíamos tomar ciertas precauciones. Pero con todo y con ello podemos hacer uso de algunas aplicaciones de terceros que nos ayudarán en estas tareas. Hay que saber que el propio Windows no nos ofrece una función como tal que nos muestre la temperatura de la CPU, de ahí que echemos mano de soluciones externas.

Lo que sí nos muestra Windows es el modelo de CPU del que disponemos. Esto lo vemos rápidamente en la aplicación de Configuración / Sistema / Especificaciones del dispositivo.

modelo CPU

Esperamos que, en un futuro, Microsoft termine por añadir esta funcionalidad a su Administrador de tareas, igual que ha hecho con la GPU. Tener siempre controlada la temperatura del procesador es esencial si queremos detectar y provenir problemas en el PC. Y, ahora, la única forma de hacerlo es mediante programas de terceros, como los siguientes.

Comprobar la temperatura de la CPU con programas

Para ver la temperatura de este componente en concreto, podemos echar mano de alguna de estas soluciones de terceros para Windows:

HWiNFO

Aquí nos encontramos con uno de los programas más completos que hay para la monitorización de temperaturas en un PC. Lo podréis descargar de forma gratuita desde su web oficial. Se trata de un programa que cuenta con una versión portable con el que podremos saber todas las temperaturas de varios componentes del PC, entre estos, la CPU. Para ello no tenemos más que pinchar en el botón Sensors que se sitúa en la parte superior de la interfaz principal.

HWiNFO está disponible para su descarga a través del siguiente enlace.

Open Hardware Monitor

Otra propuesta más que interesante para esto que os comentamos, la encontramos en Open Hardware Monitor. Esta es otra aplicación portable muy interesante para el cometido del que os hablamos en estas líneas. Lo primero es saber que la podéis descargar sin coste alguno desde este enlace. Por tanto, para obtener la temperatura de la CPU que tenemos montada en el PC, no tenemos más que poner en marcha el programa como tal. Además, desde esta misma interfaz de usuario obtendremos la temperatura de cada uno de los núcleos del procesador del equipo.

Puedes descargar Open Hardware Monitor de forma totalmente gratuita desde su página web pulsando en este enlace.

CoreTemp

Este es otro de los mejores programas que podemos encontrar para medir la temperatura de la CPU en nuestro ordenador. Se trata de un programa muy compacto y sencillo que deja de lado toda parafernalia para centrarse en lo que realmente nos importa: controlar la temperatura del procesador, tanto en conjunto como de cada uno de sus núcleos. Con este programa, que podemos descargar gratis desde su página principal, vamos a poder ver el consumo en tiempo real de este componente, configurar una temperatura máxima, y ver, para cada uno de los núcleos, la temperatura máxima, mínima y la carga de cada uno en todo momento.

La aplicación CoreTemp está disponible a través de su página web pulsando el siguiente enlace de forma totalmente gratuita.

Speecy

Speecy es una aplicación del mismo desarrollador que CCleaner, una de las aplicaciones más populares disponibles en Windows para gestionar los archivos y eliminar toda la basura innecesaria que acumula el sistema. Con esta aplicación, no solo podemos conocer la temperatura de la CPU, sino que, además, también podemos conocer la temperatura de los discos duros y de la placa de nuestro equipo.

Speecy es una aplicación gratuita que también está disponible en versión Pro, sin embargo, con la versión gratuita es más que suficiente para conocer la temperatura de nuestro equipo. Ambas versiones están disponibles en su página web.

Medir la temperatura de la GPU

Antes os hablamos de la CPU o procesador que tenemos instalado en nuestro ordenador, pero otro componente de extrema importancia es la GPU o sistema gráfico. Este en fundamental a la hora de jugar, por ejemplo, que es cuando suele empezar a subir su temperatura. Pero si hemos sufrido algún tipo de ataque, la misma se puede estar usando para minar criptomoneda sin nuestro permiso, lo que podría dañar el componente como tal.

Es por ello por lo que aquí también es realmente importante llevar un control acerca de la temperatura de la GPU del equipo.

Ver los grados de la gráfica desde Windows

Pues bien, llegados a este punto os diremos que el propio sistema operativo de los de Redmond, en sus últimas versiones, cuenta con una función propia para ello. Esto nos servirá para ver esa temperatura de la que os hablamos en tiempo real, sin necesidad de software de terceros.

Para ello, en un principio todo lo que tenemos que hacer es abrir Administrador de tareas de Windows. Esto lo logramos a través de la combinación de teclas Ctrl + Shift + Esc para que esta útil herramienta, aparezca en pantalla. A continuación, nos situamos en la pestaña de Rendimiento, donde nos encontramos con varios componentes del equipo. Entones, en la parte inferior del panel izquierdo, vemos la entrada correspondiente a la GPU, donde ya podemos ver su temperatura en tiempo real.

GPU administrador

Además de poder consultarla fácilmente desde aquí (eso sí, puede no funcionar con algunos modelos de gráfica), también podemos recurrir al uso de programas de terceros que nos van a brindar muchos más detalles sobre este valioso componente del PC. Esta información únicamente se muestra cuando la gráfica es dedicada y no está integrada en el equipo, por lo que si no se muestra esa información, no es problema de Windows sino del tipo de gráfica de nuestro equipo.

Comprobar la GPU con programas

Pero si lo que deseáis es obtener una información más detallada acerca del funcionamiento de la gráfica de tu equipo, es posible que os interese echar mano de soluciones de terceros. Es por ello por lo que, a continuación, os dejaremos algunos prácticos ejemplos que os serán de mucha ayuda:

AgaueEye

En primer lugar, vemos este programa que cuenta con una intuitiva interfaz de usuario válida para todos los usuarios. Lo mejor de la misma es que nos proporciona de un modo gráfico y en tiempo real, los datos a los que os hacemos referencia de la GPU. Una vez lo hayamos instalado desde este enlace, en la parte inferior de la ventana no encontramos con el apartado llamado como nuestra tarjeta gráfica. Aquí se muestran interesantes datos de esta, además de la temperatura.

Este programa también nos permite controlar los ventiladores y es compatible para que pueda ser usado en superposición con los juegos más populares (más de 3600) para monitorizar el estado del hardware durante nuestras partidas y posteriormente poder inspeccionar su rendimiento y compararlo con el informe de análisis. Los elementos superpuestos son personalizables, por lo que podremos elegir que deseamos mostrar. Para ello, solo debemos de hacer clic en el icono que se encuentra en la parte superior derecha, para abrir la ventana de configuración avanzada.

NZXT CAM

Otra interesante alternativa en este mismo sentido la encontramos en este software que podréis descargar desde este enlace a su web. Es totalmente gratuito y una vez lo instalamos el mismo nos muestra información muy interesante relativa a la GPU de nuestro equipo. De hecho, en pantalla nos muestra dos apartados bien diferenciados, uno de ellos específico para la GPU. Aquí veremos el consumo, entre otros datos, su temperatura, que es lo que nos interesa en este caso.

NZXT CAM es una aplicación rápida, eficiente y fácil de usar, permitiéndonos controlar todos los aspectos de nuestro PC. Podremos ver que estamos haciendo en el PC, desde la carga del procesador hasta el consumo del ancho de banda. Así, podremos supervisar como las aplicaciones en ejecución usan los componentes del PC para juegos, localizado de forma rápida cualquier programa para garantizar un rendimiento óptimo. Además, es posible configurar sus luces y ventiladores para que cambien al iniciar un juego, establecer nuestro estado de ánimo, para sincronizarlos con el audio y apagar todas las luces.

GPU-Z

Tste programa es, a grandes rasgos, una versión actualizada del conocido programa CPU-Z pero enfocado a mostrarnos toda la información posible sobre nuestra tarjeta gráfica. Además de poder conocer al detalle toda la información de este componente, también vamos a poder leer todos los sensores de esta y monitorizar al detalle todo su rendimiento. De esta forma, por ejemplo, vamos a poder ver la carga de la gráfica en tiempo real, su consumo, y, por supuesto, controlar su temperatura. Este programa podemos bajarlo totalmente gratis desde su web.

Entre sus principales características cabe destacar que admite dispositivos con gráficas NVIDIA, AMD, ATI e Intel. También muestra el adaptador, la GPU y la información en pantalla, así como el overclock, los relojes predeterminados y relojes 3D. Incluye una prueba de carga de GPU para verificar la configuración del PCI-Express. Además, permite validar los resultados, crear una copia de seguridad de la BIOS en nuestra tarjeta gráfica y no requiere de instalación.

MSI After Burner

Detrás de esta aplicación, nos encontramos con MSI, un conocido fabricantes de placas base. Con esta aplicación, podemos conocer en todo momento la temperatura de todos y cada uno de los componentes más importantes de nuestro equipo como el procesador, la gráfica y los discos duros además de la placa base. La aplicación funciona con cualquier placa base, por lo que no es necesario que haya sido fabricada por MSI.

Además, también nos permite regular el funcionamiento de los ventiladores cuando la temperatura de la gráfica se encuentra en una temperatura peligrosa, temperatura que, si no se reduce, puede afectar a su funcionamiento a largo plazo. Da igual que el fabricante de la gráfica en Nvidia o AMD, la aplicación funciona igual de bien con las placas de ambos fabricantes. MSI After Burner está disponible para su descarga de forma gratuita a través del siguiente enlace.

Speccy

En los dispositivos que incluyen una tarjeta gráfica externa conectada al equipo, como las que nos ofrece NVIDIA o AMD, con la aplicación Speccy, además de conocer la temperatura tanto del procesador de como de la placa base y los discos duros, también nos permite conocer la temperatura que tiene la gráfica en ese momento. En los equipos que utilizan una gráfica indicada, esta información, Speccy no tiene acceso a esos sensores, por lo que únicamente podemos utilizarla en equipos con gráficas dedicadas.

Speecy es una aplicación gratuita que podemos descargar directamente de su página web. Aunque también nos ofrece una versión Pro, realmente las funciones que ofrece en comparación con la aplicación gratuita no merecen la pena, ya que no ofrece información adicional ni funciones extra.

Qué hacer cuando la temperatura es muy alta

Mantener el ordenador con una temperatura baja es muy importante por muchos factores. No solo el hardware se conservará mejor, sino que también podremos usar el PC de forma más silenciosa, ya que los ventiladores funcionarán a menos revoluciones. Pero, si la temperatura se dispara, ¿qué debo hacer?

Lo primero será identificar la causa del problema. Puede deberse a un fallo de hardware (por ejemplo, una mala ventilación, pasta térmica en mal estado, o un mal overclock), o a un fallo de software. A nosotros nos atañe el tema del software. Si un programa queda abierto (o mal cerrado) y empieza a hacer un uso excesivo del procesador, entonces es cuando el ordenador irá lento, los ventiladores estarán a tope, y la temperatura se disparará. Además, podremos ver en el administrador de tareas de Windows que está usando mucha CPU, o mucha GPU.

La solución fácil es cerrar el proceso y dejar que se recupere el ordenador, con la esperanza de que no vuelva a bloquearse.

Además, este uso excesivo de recursos puede deberse también a un malware oculto en el PC. Concretamente a un programa malicioso que utiliza nuestra CPU y/o la gráfica para minar criptomonedas. El proceso de minado implica poner el hardware a pleno rendimiento, y es entonces cuando veremos estos problemas ya descritos.

La solución es similar, ya que tendremos que localizar el proceso, identificar de dónde ha salido, y cerrarlo para que deje libres los recursos del ordenador. Si la temperatura que al alcanzado es muy elevada, es recomendable apagar el equipo durante unos minutos si la temperatura del ambiente tampoco acompaña al ser muy elevada. No es necesario decir que, si el equipo no tiene suficiente entrada de aire, es decir, que, si las entradas de aire están bloqueadas por algún objeto, el equipo siempre tenderá a calentarse, aunque no exista ningún problema ni con la gráfica ni con el procesador, siendo un problema exclusivamente de la ubicación de este.

¡Sé el primero en comentar!