Qué hacer si el PC se bloquea al restaurar el sistema

Qué hacer si el PC se bloquea al restaurar el sistema

Fernando Ferrete

Restauración del sistema es una herramienta imprescindible para el sistema operativo de Microsoft. Es esencial tener puntos de restauración disponibles para poder solucionar muchos de los problemas que surgen en un PC. Esta opción te permite volver a un estado anterior del sistema dónde todo funcionaba correctamente. No obstante, en ocasiones ocurren errores durante el proceso. Vamos a ver qué hacer si tu PC se bloquea al restaurar el sistema.

Los puntos de restauración que realiza Windows incluyen archivos de registro, archivos del sistema y archivos del usuario. Durante este proceso, todos estos archivos se restauran a un estado anterior de trabajo. Al fin y al cabo, estos puntos de restauración son como copias de seguridad. Microsoft proporciona esta herramienta de seguridad junto a otras opciones de recuperación que son muy aprovechables para garantizar la salud del equipo.

Restaurar un sistema no suele tardar mucho tiempo, la herramienta de Microsoft funciona bastante bien y realiza la tarea en un periodo de tiempo breve. No obstante, si se bloquea la restauración, el primer paso recomendado es esperar varias horas. En ocasiones se encuentra con dificultades en determinados sectores del disco duro o, incluso, el propio error que hace necesaria una restauración ralentiza el procedimiento de recuperación. Si el proceso se interrumpe, es probable que se dañen los archivos del equipo y se pierda información. Se debe evitar a toda cosa que sea interrumpido. Por ello, es recomendable esperar para ver si la propia herramienta consigue restaurar finalmente.

Cómo crear puntos de restauración en Windows 10

Pero, antes de nada, para aquellos que estéis interesados, nunca va a estar de más saber cómo crear estos puntos de restauración para restaurar el PC. Hay que decir que en un principio y por defecto, el propio sistema operativo se encarga de estas tareas automáticamente cuando se produce algún evento. Por ejemplo, cuando instalamos algún nuevo programa, lo desinstalamos, actualizamos el sistema, etc.

Puntos e restauración automáticos

Hay algo que debemos tener muy presente en este aspecto, y es que por defecto el sistema operativo de los de Redmond viene configurado para crear estos puntos de restauración de forma automática. Por regla general los mismos se generan cuando hacemos algún cambio en el propio sistema, como con la instalación de un programa, por su desinstalación, por la que será de alguna nueva actualización de Windows. El mayor inconveniente que estos elementos nos presentan es que generalmente van a ocupar una buena cantidad de espacio en disco. Ya sabemos todos lo valioso que es ese espacio en nuestras unidades, por lo que muchos usuarios prefieren no crear estos puntos de restauración, o al menos limitar su número.

En ningún momento os vamos a recomendar que elimines por completo estos puntos de los que os hablamos, ya que nos pueden ser de una enorme ayuda en multitud de ocasiones. Sin embargo, lo que sí podemos es reducir un poco el espacio asignado para los mismos, y así disponer tan solo de uno o dos al mismo tiempo. Hay que tener en cuenta que en la mayoría de las ocasiones con esta cantidad será más que suficiente para resolver los posibles problemas que aparezcan.

Pero siempre va a ser preferible, al menos en la mayoría de las ocasiones, que tengamos un mayor control sobre estos importantes elementos, por lo que podemos crearlos de forma manual. Pues bien, llegados a este punto merece la pena saber que los puntos para restaurar el sistema a los que os hacemos referencia, los encontramos en el Panel de control. De hecho, para acceder a ese apartado en concreto, basta con que escribamos el término Recuperación en el cuadro de búsqueda de Windows. Esto nos dará paso a la ventana que nos interesa.

Crear puntos de restauración de manera manual

Si accedemos al apartado llamado Abrir restaurar sistema, podremos ver lo puntos de restauración que el propio Windows 10 creó de manera automática. Pero en el caso de que, como os comentamos, deseemos crear un punto propio en este instante, tendremos que pinchar en la opción de Configurar restaurar sistema.

Restaurar sistema

En la nueva ventana que aparece, será cuando nos encontremos con un botón llamado Crear por medio del cual, tras asignar un nombre, creamos un punto de restauración. Este nos permitirá Restaurar el PC a este momento en caso necesario y en cualquier momento.

Crear punto manual

Hay que decir que este se almacenará junto al resto de los ya creados de manera automática por el propio sistema operativo. Así, en el caso de que nos veamos en la obligación de restaurar el sistema por algún fallo grave en el mismo, podremos echar mano de estos. Pero como os comentamos antes, este es un proceso que en ocasiones puede fallar y quedarse estancado, por lo que veamos qué podemos hacer llegado el caso.

Dos formas de interrumpir el proceso con la mayor seguridad posible

Si después de esperar un tiempo no se ha completado el proceso, no habrá más remedio que interrumpirlo. Para realizarlo de la forma más segura posible hay que seguir una serie de pautas y procedimientos.

Restaurar el sistema

Una de las opciones para interrumpir la restauración es pulsar sobre la tecla de encendido del ordenador durante aproximadamente diez segundos para apagar el equipo. Posteriormente, se deberá iniciar el asistente de recuperación del sistema mediante las teclas de función (F1-F12, dependiendo del fabricante) al encender el PC para proceder a restaurar el sistema. Si es posible, se recomienda seleccionar otro punto de restauración diferente al anterior fallido.

La otra opción es forzar la reparación automática de Windows 10. Para ello, se debe pulsar la tecla de encendido del PC durante aproximadamente cuatro segundos. El equipo se reiniciará y automáticamente la reparación de archivos se iniciará ante la detección de archivos dañados.

Restaurar el sistema en modo seguro

Para evitar todo este tipo de problemas y garantizar al máximo posible el éxito en la operación de recuperación, se recomienda utilizar la herramienta en modo seguro. Este modo utiliza una cantidad baja de recursos, por lo que el sistema operativo podrá realizar este tipo de tareas de manera mucho más efectiva.

Se puede acceder al Modo seguro desde Configuración – Actualización y seguridad – Recuperación. En Inicio avanzado, la opción de Reiniciar equipo permite diferentes opciones de seguridad del sistema.

Restaurar el sistema

A través de ellas, se podrá acceder al modo seguro y otras opciones de seguridad que podrían llegar a resultar muy útiles ante problemas del equipo.

Copias de seguridad: la prevención es lo más importante

La probabilidad de que algo salga mal la verdad es que es bastante pequeña. Pero siempre está ahí. Puede que tengamos un problema con los puntos de restauración y estos no se recuperen, podemos sufrir un corte de luz, o muchas otras variables. Y el resultado, dependiendo de ellas, puede ser catastrófico.

Lo mismo puede suceder en el caso de que hayamos configurado el sistema operativo para que no cree puntos de recuperación automáticos. En el supuesto de que no nosotros mismos tampoco los llevemos a cabo a mano, nos podemos encontrar con una situación grave e irrecuperable. Es por ello que también nos podemos plantear el hecho de evitar llegar a este punto tomando ciertas precauciones, como vamos a contar ahora.

La mejor forma de evitar posibles problemas y lamentos es tener siempre a mano una copia de nuestros datos. Ya sea en un segundo disco duro, una memoria USB, un NAS o cualquier otro medio de almacenamiento, las copias nos van a permitir recuperar nuestros datos más importantes cuando algo sale mal.

Además, si somos usuarios avanzados, incluso podemos crear imágenes completas del disco duro. De esta manera, si algo sale mal y nuestro Windows deja de funcionar, podremos restaurar la imagen en cuestión para dejar el PC tal cual estaba el día que empezó a funcionar mal. Y, además de Windows, todos los datos volverán a estar disponibles.

Asimismo, en estas situaciones es interesante saber que para crear copias de seguridad tenemos multitud de soluciones. Lo que os queremos decir es que podemos echar mano de aplicaciones de terceros que instalamos en el sistema, las hay tanto gratuitas como de pago. De igual modo es interesante saber que el propio sistema operativo de los de Redmond nos propone su propia funcionalidad de copias de seguridad.