Microsoft no sacará más actualizaciones como Windows 10 1909, ¿fracaso o nuevos objetivos?

Este mismo mes, en el último Patch Tuesday de la firma, Microsoft lanzó la más reciente actualización de características de Windows 10, la November 2019 Update. Pero si algo caracteriza a esta, es que se trata de una actualización menor, poco tiene que ver con las anteriores semestrales que hemos podido ver.

De hecho en estos momentos aún hay usuarios que la están recibiendo, o que todavía están a la espera de recibirla. Sin embargo el revuelo que la 19H2 está causando es más bien escaso. Es por ello que aquellos que ya han conseguido hacerse con la misma e instalarla en sus equipos, pocos cambios han notado, al menos a primera vista. Hay que tener en cuenta que por regla general Microsoft tiene que trabajar en todos los errores que aparecen tras la publicación de una gran actualización. Pero en este caso del que os hablamos, la transición parece que está siendo mucho más tranquila para ellos.

Decir que el tamaño reducido de la 19H2 se debe al hecho de que no contiene ninguna característica ni cambios significativos, como por ejemplo sucedió con la May 2019. De hecho la propia firma de Redmond ha añadido un paquete integrado de habilitación que lo único que hace es habilitar varios cambios que ya formaban parte de la 19H1. Por lo tanto este nuevo tipo de actualización de Windows 10 se instala mucho más rápido.

Actualización November 2019 Update Windows 10

Al mismo tiempo, como hemos comprobado, nos llega con un número mucho menor de errores, por no decir que casi cero. Muchos consideran que, por todo lo comentado, en realidad la 19H2 parece ser más un Service Pack de Windows de los de antaño, que una actualización de características. Eso sí, como nos indican desde la propia Microsoft, esta podría ser la última de este tipo.

November 2019 será la última actualización “reducida” de Windows 10

Así, algunos creían que los de Redmond había cambiado de opinión y que los equipos con Windows 10 ahora recibirán una actualización mayor y una menor cada año. Y es que igualmente muchos consideran que dos actualizaciones importantes al año son demasiado. Pero no, parece ser que ese no es el objetivo a seguir por la compañía. De hecho deberíamos dejar de asumir que Microsoft va a seguir por ese mismo camino en el futuro.

Os contamos esto porque acaba de revelar que el método de envío de la 19H2 como actualización acumulativa y un paquete de habilitación, tan solo es un programa piloto. Además Microsoft agregó que no tienen planes para seguir trabajando así en futuras actualizaciones. En base a lo comentado, todo hace indicar que la empresa volverá a su antigua estrategia de actualización en el año 2020.

Así, esto es algo que se haría extensible a la actualización de características 20H1, que se espera que sea muy grande, y después llegaría otra completa, la 20H2. Esto significa que ambas llegarían plagadas de nuevas funciones para el sistema operativo, lo que gusta a muchos, claro está. Sin embargo, si lo miramos por otro lado, también llegarían los habituales problemas de instalación y compatibilidad que tantas veces hemos visto en el pasado.