Mira, un ejemplo para crear un espectacular fondo de Windows en Paint

Cuando instalamos y empezamos a trabajar con Windows desde cero, la mayoría lo hacemos con un sistema operativo muy similar. Esto es algo que se hace extensible tanto a la interfaz con la que nos encontramos, como las funciones y comportamiento por defecto del software.

Y es que Microsoft desde el primer momento intenta facilitarnos en gran medida las cosas para que podamos estar aquí empezará a bajar con su producto desde el primer momento. Sin embargo, a medida que pasan los días y nos vamos acostumbrando a su funcionamiento, en muchas ocasiones vamos adaptando Windows a nuestras necesidades y preferencias. Para ello el software que os comentamos pone a nuestra disposición una buena cantidad de funciones y características que nos ayudarán.

En concreto nos referimos a las opciones de personalización que tenemos al alcance de la mano para adaptar el sistema operativo a lo que requiramos. Cabe mencionar que esto es algo que se hace extensible tanto al apartado funcional de Windows, como su aspecto externo. En estas mismas líneas nos vamos a centrar en este segundo apartado, es decir, en los cambios que podemos hacer en la interfaz del sistema.

A este respecto son varias las modificaciones que podemos llevar a cabo para así obtener un software más personalizado y a nuestro gusto. son muchas las alternativas de las que podemos echar mano aquí.

Personalizar Windows cambiando el fondo

De entre los elementos que podemos utilizar para esto, el fondo de escritorio podríamos decir que es uno de los más utilizados. Tenemos a utilizar fotografías personales que sirvan decoración cada vez que vemos el fondo de escritorio. En este sentido solemos utilizar imágenes de la familia, los amigos, hobbies, o cualquier cosa que nos resulte agradable. así se podría decir que tenemos un sistema operativo único y original.

Pero son muchos otros los cambios que podemos llevar a cabo, como los colores principales, sonidos, iconos, accesos directos, etc. Eso sí, continuando con los fondos, también tenemos la posibilidad de realizar nuestros propios diseños, adaptar su tamaño a nuestro escritorio, y establecerlo como fondo. Para ello podemos utilizar todo tipo de programas centrados en el diseño y en la edición de imágenes. Sin embargo, aquello que en un principio nos puede parecer muy complicado, para algunos es más sencillo de lo que parece.

Crea tus propios diseños para el escritorio del sistema

De hecho, a continuación, os vamos a mostrar un claro ejemplo de lo que podéis llegar a hacer con una herramienta tan sencilla como es Paint. Posiblemente muchos de vosotros ya sabéis que este es un programa que se incluye con el propio sistema operativo de Microsoft y que lleva muchos años entre nosotros.

Una de sus principales características es la sencillez de uso que propone, pero eso no quiere decir que no podamos obtener resultados realmente impresionantes. Un claro ejemplo de todo ello pero vamos a encontrar en este diseño que os mostraremos y que se ha publicado en la red social Twitter.

https://twitter.com/Microsoft/status/1455279232981086219

No podemos negar que nos encontramos ante un paisaje virtual que podría hacer las delicias de muchos como fondo de escritorio de Windows. Además, lo más llamativo de todo ello es que se ha realizado en su totalidad, con el mencionado programa Paint de Microsoft. Esto tiene que servir para animarnos a crear nuestras propias composiciones, ya sea para usarlas como fondo o cualquier otra tarea relacionada con el diseño.

¡Sé el primero en comentar!