Maneja el PC solo con la mirada con la función de Control ocular

Las mejoras en accesibilidad es uno de los frentes abiertos que tiene abierto Microsoft de cara a conseguir que su sistema operativo pueda llegar a todo tipo de usuarios con independencia de que puedan contar con algún tipo de discapacidad. Para ello ha introducido en Windows 10 y Windows 11 una característica innovadora como es la tecnología de seguimiento ocular. Esta permite controlar manejara el cursor del ratón, escribir usando el teclado de la pantalla o comunicarse mediante mensajes de texto a voz.

Esta nueva funcionalidad se encuentra dirigidas a personas con ciertas discapacidades, que con la ayuda una cámara especial pueda conseguir interactuar y trabajar con un ordenador, consiguiendo su integración total y una total independencia. Esta función se basa en la tecnología de seguimiento ocular, por lo que vamos a ver en que coinciden ambas, cuáles son sus ventajas e inconvenientes y cómo poder activarlo en Windows.

Qué es el seguimiento ocular

Desde hace años ya se vienen desarrollando tecnologías que permitan a cualquier tipo de usuario con discapacidades cognitivas o físicas que puedan utilizar el ordenador con total normalidad. Con ello se consiguen que puedan realizar una vida plena completamente independiente. Es por ello que surgió lo que hoy conocemos con el seguimiento ocular o eye tracking.

Esta tecnología permite seleccionar objetos en una pantalla utilizando solo los ojos, permitiendo facilitar el manejo tanto de ordenadores como de softwares y pudiendo ser utilizada por personas de todas las edades, desde niños a personas mayores que han padecido de algún accidente o enfermedad que han afectado de forma permanente a sus capacidades de comunicación.

Para qué sirve la función de Control ocular

Microsoft presentó en 2017 la versión preliminar de su función Control ocular (Eye Control) especialmente diseñada para personas con necesidades especiales y que ya se encuentra operativa en fase beta tanto en Windows 10 como Windows 11. Haciendo uso de ella, los usuarios discapacitados pueden acceder al PC, controlar el ratón y el teclado con sus ojos y comunicarnos con personas mediante la función de texto a voz. Es por ello que estamos ante una característica revolucionaria que será de gran ayuda para los usuarios con discapacidades.

Para usar esta función de hardware especial, es necesario disponer de un rastreador ocular. Por el momento sólo existen algunos dispositivos compatibles como son:

  • Rastreador ocular Tobii 4
  • Tobii EyeX
  • Tobii Dynavox PCEye Plus
  • EyeMobile Mini
  • EyeMobile Plus
  • PCEye Mini
  • PCEye Explorar
  • Tobii Dynavox I-Series+
  • EyeTech TM5 Mini

Estos dispositivos intentar averiguar a qué parte de la pantalla estamos mirando, convirtiéndola en un cursor de ratón. Posteriormente, a medida que mueve los ojos, se aplican los cambios. Sin duda estamos ante una característica revolucionaria implementada en Windows que se convertirá de gran ayuda para todos los usuarios con discapacidades.

Desventajas de su uso

La función de Control ocular se encuentra en su primera fase desarrollo por lo que por el momento no es ni mucho menos perfecta por lo que podemos encontrarnos con algunas desventajas que hace que no sea del todo accesible para todos los usuarios.

Esta función está disponible en Windows 10 y Windows, sin embargo, el teclado solo admite la distribución en En-US, y algunos ajustes solo están disponibles en inglés. Para usarlo no es necesario cambiar la configuración regional y el idioma del PC ya que no afecta a su uso. Por el momento no es compatible con el teclado en español, algo que se espera llegue con el tiempo.

Nos podemos encontrar con que el rastreador ocular puede confundir algunas sombras y reflejos algo normal si tenemos en cuenta que aún se encuentra en fase beta. También debemos tener en cuenta que puede funcionar de manera diferente en función del color y tamaño de los ojos, así como con aquellos con los que usan gafas, por lo que es un factor a tener en cuenta.

Otro factor negativo es que la propia compañía afirma que esta nueva función puede que no funcione de manera adecuada bajo la luz del sol, y por el momento se encuentran trabajando en el problema. Igualmente, tampoco parece funcionar cuando los usuarios mueven el ordenador a una condición lumínica diferente, por lo que en este caso será necesario una recalibración, siendo necesario reiniciar la herramienta.

Además, debemos de tener en cuenta de que el precio de los rastreadores oculares tiene un precio aún demasiado elevado, superando los 200 euros, lo que evita que sea accesible para muchos usuarios.

Activar en Windows 10

Si queremos activar la función de Control ocular en Windows 10 debemos de acceder al apartado de «Configuración». Para ello pulsamos el atajo de teclado «Windows + I». Posteriormente pulsamos en «Accesibilidad».

Accesibilidad en Windows 10

En la nueva pantalla que nos aparece, hacemos clic en «Control ocular» que encontramos en la parte inferior del menú lateral izquierdo. Para que podamos llevar a cabo la activación, será necesario que hayamos conectado previamente un dispositivo de seguimiento ocular compatible. Una vez hecho esto, debe aparecer una barra de control la cual permitirá interactuar con el PC usando nuestros ojos.

Control ocular en Windows 10

Cuenta con una función en el extremo izquierdo que mueve la barra desde la parte superior de la pantalla a la inferior o viceversa. También dispone de funciones de teclado mediante las cuales podemos escribir con los ojos, así como funciones de texto a voz, a través de la cual podemos escribir una frase y hacer que el narrador nos la narre. Además, el cursor de pantalla nos ayudará a poder interactuar con los diferentes elementos que aparecen en pantalla.

Configurar en Windows 11

Si queremos habilitara la función Control ocular en Windows 11 debemos de acceder al menú de Configuración pulsando la combinación de teclas «Windows + I». Posteriormente pulsamos en «Accesibilidad» en el panel izquierdo y luego «Control ocular» en el panel derecho.

Accesibilidad y Control ocular en Windows 11

Este aparecerá como desactivada, por lo que tendremos que pulsar en el botón para activarlo. Para ello es indispensable que hayamos conectado previamente un dispositivo de seguimiento ocular. Esto debe abrir una especie de panel de control desde donde poder realizar varias funciones, como hacer clic con el botón derecho, clic con el botón izquierdo, activar la vista de tareas, entre otras.

Activar Control ocular en Windows 11

Esta tecnología se pasa por colocar un receptor y emisor en el monitor o en una mesa frente al usuario. Este se encarga de emitir una luz infrarroja que se encarga de reflejar los ojos del usuario en el monitor de nuestro PC. Usando una o dos cámaras enfocadas se detectar los reflejos de la luz infrarroja y a través de unos algoritmos el receptor identifica dónde mira el usuario y mueve el ratón.

¡Sé el primero en comentar!