5 consejos para evitar perder programas al reinstalar Windows

5 consejos para evitar perder programas al reinstalar Windows

David Onieva

Tal y como la mayoría de vosotros ya sabréis, Windows 10 es un sistema operativo muy robusto y fiable, además repleto de funcionalidades. Pero eso no quiere decir que sea infalible. Es por ello que por una razón u otra, en ocasiones se puede dar el caso de que necesitemos reinstalar y restaurar el sistema por completo.

Cierto es que esta es una tarea un tanto molesta en la mayoría de los casos, aunque siempre podemos intentar suavizarla un poco. Además es más que probable que deseemos que el equipo quede tal y como estaba en un principio. Con esto lo que queremos decir es que vamos a desear que el ordenador con el nuevo Windows, disponga de los mismos programas que al principio en la medida de lo posible.

Recupera Windows sin perder datos ni programas

Es por ello que para intentar no perder los programas que tenemos instalados, podemos llevar a cabo diversas acciones que os vamos a describir a continuación. En realidad esto nos va a permitir que el sistema y sus aplicaciones queden como estaban antes de comenzar con el proceso de reinstalación. Para empezar, hay que saber que el propio Windows 10, en su función de Recuperación de la aplicación Configuración, cuenta con la posibilidad de recuperar sin perder los datos. Por tanto siempre que sea posible y funcione, os recomendamos optar por este modo de trabajo.

Restaurar Windows

Así podremos reinstalar Windows 10 sin perder nada, pero esto no siempre funciona, ya que a veces tenemos que usar la restauración total. Por tanto, antes de ello, otro paso que podemos llevar a cabo es crear una imagen de todo el disco con algún programa específico para ello. Por otro lado, con el fin de recuperar todas las aplicaciones de la Microsoft Store, también os recomendamos abrir sesión con la misma cuenta de Microsoft en el nuevo Windows. Y es que las UWP son cada vez más usadas, por lo que para muchos usuarios son básicas en su día a día con el equipo.

Microsoft Store aplicaciones

Restablece Windows y déjalo como estaba antes

Pero como la mayoría de vosotros ya sabéis, también es común el uso de aplicaciones Win32 que, por ejemplo, bajamos de Internet. Por tanto os recomendamos que guardéis en sitio seguro todos los instaladores de los mismos, por ejemplo en una memoria USB o disco duro externo. De ese modo podremos reinstalarlos más rápidamente luego. Pero para asegurarnos de que no falte ninguno, también podremos apuntar todos aquellos que tenemos instalados en Windows. Este podríamos decir que en los tiempos que corren es un paso un tanto arcaico, pero no por ello deja de ser efectivo.

De este modo lo que logramos es reinstalar Windows 10 para que quede como el primer día, pero sin necesidad de tener que empezar de cero. Y es que si ya estamos acostumbrados a usar una serie de aplicaciones, el hecho de restaurar o reinstalar el sistema operativo no tiene que hacernos cambiar esa costumbre. Así, como vemos, el restaurar el sistema no es una tarea tan compleja ni incómoda como lo era hace solo unos años.