¿Sirve Paint 3D para algo más que para diseños tridimensionales?

En el momento en el que instalamos y ponemos en funcionamiento nuestro nuevo PC basado en Windows, veremos que el sistema nos ofrece varias aplicaciones por defecto. Estas se encuentran preinstaladas en el equipo cuando lo usamos por primera vez, algunas más útiles que otras. Entre ellas nos encontramos con Correo, Calendario, Mapas, o Paint 3D, entre otras muchas.

Lo que intenta Microsoft en un principio con este movimiento es proporcionarnos soluciones software para las tareas más habituales. Esto nos permitirá empezar a trabajar con nuestro ordenador desde el primer minuto sin tener que descargar e instalar nada. Así encontramos aplicaciones para reproducir vídeos, editar fotos, realizar proyectos de diseño, traducir textos, consultar la meteorología, y más. Sin embargo y a pesar de todo ello son muchos los usuarios que no están en absoluto de acuerdo con esta acción.

Estos consideran que estas aplicaciones preinstaladas no hacen más que ocupar espacio de manera innecesaria, por lo que se consideran un estorbo, además de una molestia. Una de las propuestas que aquí vamos a encontrar desde el primer momento y que os mencionamos antes, es el interesante programa llamado Paint 3D. Esta solución es una versión más avanzada del mítico Paint que tantos años lleva entre nosotros. Sin embargo y como su propio nombre nos deja entrever, esta es una propuesta que se centra en el trabajo y manejo de objetos tridimensionales.

Pero al mismo tiempo este nombre puede llevar a cierta confusión, ya que algunos se pueden hacer una idea errónea acerca de su funcionamiento. Con esto lo que os queremos decir es que determinados usuarios podrían pensar que el programa de diseño Paint 3D únicamente se centra en el trabajo con este tipo de elementos.

Otras funciones que encontramos en Paint 3D

Pues bien, lo primero que debemos saber es que este es un programa de diseño básico que nos propone algunas funciones para el trabajo 2D. Esto se traduce en que igualmente tendremos la posibilidad de cargar imágenes convencionales bidimensionales para llevar a cabo tareas de edición básicas. Para todo ello la propia aplicación pone a nuestra disposición una serie de funciones y características que nos serán de mucha ayuda. Hay que decir que, por tanto, tenemos la posibilidad de cargar archivos fotográficos convencionales tal y como lo hacíamos en el clásico Paint de toda la vida.

diseño paint 3d

De esta manera, una vez hayamos cargado el contenido fotográfico con el que vamos a trabajar en este programa, podremos utilizar las funciones que necesitemos. Sirva como ejemplo que tenemos una funcionalidad para recortar un área específica de la imagen de manera rápida. Al mismo tiempo en Paint 3D disponemos de una serie de pinceles que nos permitirán añadir formas y textos a la imagen en cuestión.

Llegados a este punto Cabe mencionar que estas herramientas que os comentamos las encontramos en la parte superior de la interfaz principal del programa. Y eso no es todo, ya que la propia aplicación cuenta con una biblioteca de formas 2D para que podamos añadirlas a nuestro proyecto de manera directa. Igualmente, para todo esto disponemos de una serie de filtros predefinidos, una útil herramienta para añadir texto, además de poder interactuar con otros objetos tridimensionales. Por tanto y como podemos ver, este es un programa que igualmente nos permitirá llevar a cabo ciertas acciones básicas relacionadas con la edición de fotos.

¡Sé el primero en comentar!