5 secretos de Calibre que te ayudarán a disfrutar mejor de tus ebooks

Aunque a un ritmo más lento de lo que en un principio muchos pensaban, lo cierto es que poco a poco los libros electrónicos o ebooks se van abriendo paso. Mientras que estos se lanzaron para sustituir a los libros en papel, son muchos los que se niegan a dar el paso.

Y es una decisión completamente respetable y fácil de entender, el encanto de un libro en papel nunca lo tendrá uno digital. Pero con todo y con ello, es innegable que las ventajas que nos ofrecen estos ficheros que contienen los títulos literarios, son muchas. Por ejemplo y lo más evidente es el espacio que ocupan, y aquellos que tienen muchos libros en casa, lo entenderán en seguida. Eso por no hablar de la comodidad en el transporte, ya sea de uno solo en el día a día, o a la hora de mover cientos de ellos.

Además con el paso del tiempo cada vez tenemos más soluciones tanto a nivel de hardware como de software que nos ayudan con estos contenidos. De hecho, llegados a este punto, debemos tener en cuenta que si hay un programa representativo en el trabajo con estos ebooks, ese es Calibre. Se trata de una aplicación que lleva una buena cantidad de años entre nosotros para llevar a cabo todo tipo de tareas con nuestros libros electrónicos. De hecho este proyecto de código abierto no para de recibir actualizaciones, tanto para añadir nuevas funciones, como para corregir fallos detectados.

Se trata de una propuesta repleta de funciones, algunas de ellas realmente útiles para disfrutar al máximo de nuestros ebooks. Es por ello que en estas mismas líneas os hablaremos de algunos de esos secretos que seguro os gustará conocer.

Enviar ebooks desde la biblioteca al lector directamente

Una de las primeras cosas que solemos hacer en Calibre, como buen gestor de libros electrónicos, es crear nuestra propia biblioteca de títulos. Pues bien, si tenemos un lector tipo Kindle, basta con que lo conectemos al equipo para así poder enviar los libros directamente desde Calibre. Basta con pulsar con el botón derecho sobre alguno y seleccionar Enviar al dispositivo.

Enviar Calibre

Calibre cuenta con un lector y editor de ebooks

Pero en el caso de que no dispongamos de un lector hardware o un software específico, no hay problema. El propio Calibre cuenta con su propio lector de libros que además nos permite editarlo o modificar sus metadatos. De este modo nos podemos hacer una idea del control que desde aquí tenemos de estos contenidos en concreto. Para ello basta con hacer doble clic sobre cualquier título.

Cuenta con su propio conversor

Por si no lo sabéis, los ebooks se pueden encontrar en multitud de formatos diferentes, de hecho algunos son compatibles tan solo con determinados lectores. Es por ello que a veces necesitamos realizar tareas de conversión. Sin embargo esto es algo de lo que igualmente se encarga Calibre, ya que es compatible con la práctica totalidad de los formatos actuales.

Formatos Calibre

Podemos comprar libros directamente desde Calibre

Además de poder añadir libros que tengamos guardados en las unidades de disco, este es un programa que igualmente nos permite adquirir nuevos títulos online. Para ello, en el menú Obtener libros / Librería, encontramos una serie de tiendas de Internet desde las que comprar desde aquí. Esto nos facilita mucho la adquisición de aquello que deseamos en este formato.

Podemos gestionar varias bibliotecas al mismo tiempo

Las bibliotecas de libros electrónicos es uno de los elementos más importantes en este programa, ya que almacenan todos los títulos de los que disponemos. Pero además de todas las funciones que podemos llevar a cabo con cada una de ellas, también podemos gestionar varias de manera simultánea. Esto nos permitirá gestionar las colecciones amplias de libros, de un modo más ordenado.