Lee: Así quieren arreglar Windows 11 (además de instalarlo en un Pentium 4) y más

El pasado 5 de octubre, Microsoft lanzaba oficialmente Windows 11. Si contamos con una copia legal de Windows 10 podemos actualizar gratis ya sea a través de Windows Update o descargando su imagen ISO. Sin embargo, puede darse el caso de que no podamos actualizar sino cumplimos con los requisitos de hardware de la actualización, como por ejemplo el procesador. Y es que el nuevo sistema operativo de Microsoft solo admite CPU de Intel de octava generación y CPU de Ryzen de segunda generación.

Y es que el documento oficial de Microsoft es excluyente con los procesadores más antiguos tanto de Intel como Ryzen, algo que ha levantado una gran controversia desde que se anunció. Sin embargo, y por muy sorprendente que parezca, es posible ejecutar Windows 11 en un procesador Intel Pentium 4 de 2006.

Windows 11 compatible con un PC con un Pentium IV

Como podemos imaginar, un procesador del año 2006 como es el Pentium 4 661 no cumple con los altos requisitos de Windows 11. No en vano es chip que solo cuenta con un solo núcleo que corre a una velocidad de 3.6 Ghz. Aun así, aparece como un procesador compatible en la aplicación «PC Health Check». Esta no es más que la aplicación encargada de verificar si nuestro hardware es compatible con Windows 11. Esto seguramente sea debido a un error en la actualización de Microsoft, gracias al cual hace posible que Windows 11 pueda ser instalado oficialmente usando este procesador.

Windows 11 compatible con una CPU Pentium IV

Este error posibilita que los usuarios puedan instalar la última versión de Windows 11 en un PC con un Pentium 4661, una vez seamos capaces de sortear los requisitos del TPM 2.0 y arranque seguro. No sabemos cuánto tiempo estará disponible pues lo más seguro es que Microsoft actualice la aplicación «PC Health Check» lo antes posible para solucionar el error.

Evita el cambio de diseño en Windows 11

Una de las características que más ha presumido Microsoft con respecto a Windows 11 es el cambio de diseño con respecto a su predecesor. Sin embargo, este cambio de diseño no ha gustado a todos los usuarios, como por ejemplo el menú de inicio tan centrado, dando un aspecto que recuerda mucho al Dock de macOS. Para solucionar este problema de diseño ha surgido el proyecto Rectify 11 realizado por MikeRosoft6009.

Mediante la descarga de una imagen ISO de Windows 11, encontraremos un nuevo tema de configuración, una nueva consola de administración de Microsoft (MMC), nuevas herramientas del sistema e inicio y el reemplazo del menú Inicio. Si usamos el nuevo sistema operativo de Microsoft y no nos gusta su diseño, puede convertirse en una gran opción. Eso sí, debemos tener en cuenta que esta versión modificada de Windows 11 no cuenta con soporte oficial.

Microsoft acusada de alojar malware

Pese a que muchos puedan considerar a Microsoft con un proveedor seguro, lo cierto es que en ocasiones se destapan hechos que nos invita a pensar lo contrario. Esto es algo que podemos deducir de las palabras del experto en seguridad, Kevin Beamont. Está persona ya trabajará para los de Redmond como analista senior de inteligencia de amenazas de 2010 a 2011. Beamont ha calificado a Microsoft como «el mejor proveedor de alojamiento de malware del mundo durante aproximadamente una década». Esto se debe al abuso de la plataforma Office 365 y su pasividad a la hora de hacer frente a los informes de los investigadores de seguridad.

Los comentarios han sido realizados por el analista en Twitter en respuesta de un informe Cybersec profesional de «TheAnalyst». Este medio señala como una campaña del malware BazarLoader se aloja malware en el servicio de OneDrive de Microsoft con conocimiento de causa. Beamont afirma que Microsoft no debe anunciarse como líder en seguridad si no es capaz de evitar que su plataforma Office 365 se utilice para lanzar ransomware, algo que ha estado ocurriendo durante años.

¡Sé el primero en comentar!