Lo usas, pero no lo conoces, aprende todo sobre el software libre

Dentro de los programas que solemos usar en nuestro ordenador seguramente se encuentren tantos programas gratuitos y de código abiertos como otros privativos, desarrollados por una empresa para sistemas operativos o softwares cerrados. Si no conoces muy bien la diferencia entre uno y otro has llegado al sitio adecuado, pues hoy vamos a hablar del software libre.

Y es que si bien el termino de software libre puede sonarnos, puede que no sepamos a ciencia cierta cuál es su filosofía y en qué consiste realmente. Por ello hablaremos de su concepto, sus diferencias con el software de código abierto, así como sus principales ventajas e inconvenientes.

Qué es el software libre

El software libre es que aquel que ha sido concebido para que pueda usarse, modificarse y distribuirse libremente con una sola condición. Y es que cualquier versión redistribuida del software debe distribuirse amparándose en los términos originales de uso, modificación y distribución gratuitos. Su definición se encuentra estipulada como parte del Proyecto GNU por la Free Software Foundation.

Si bien debemos tener en cuenta que el software gratuito puede realizarse y distribuirse mediante el pago de una tarifa. Y es que en ese caso el término «gratuito» se refiere a su capacidad para poder reutilizarlo, modificarlo o sin modificar, como parte de otro paquete de software. Como parte de su capacidad de modificación, los usuarios del software libre también pueden tener acceso y estudiar su código fuente.

Usar un software libre es hacer uso de una elección política y ética que reivindica el derecho a aprender y compartir lo que aprendemos de los demás. Posiblemente, el ejemplo más conocido de software libre sea Linux, un sistema operativo que muchas personas usan como alternativas a Windows u otros sistemas operativos propietarios. Sistemas como Ubuntu o Debian son un claro ejemplo de un distribuidor de paquete de Linux.

En muchas ocasiones, el término de software libre se confunde con el de freeware, un término que describe al software que puede descargarse y usarse libremente pero que puede contener restricciones para su modificación y reutilización.

¿Y que es la GPL?

Junto con el significado del software libre también debemos conocer qué es la GPL. Esto no es más que una licencia de software que actualmente se encuentra administrada por la FSF (Free Software Foundation) y que ha sido revisado para proteger mejor la privacidad de estos usuarios de software. Y es que la GPL puede ser considerado como una especie de «Declaración de derechos» el cual ofrece cuatro tipos de libertades.

  • La libertad de ejecutar el software para cualquier propósito.
  • La libertad de estudiar el código fuente y cambiar el software para cualquier propósito.
  • La libertad de compartir el software con otros.
  • La libertad de compartir sus propias versiones modificadas del software con otros.

La única restricción con la que cuenta es que, si compartimos una versión modificada del software GPL, también debemos tener una licencia GPL. A esto se llama «copyleft», que viene a ser un juego de palabras con «copyright», y que nos asegura que el software libre siga siendo libre.

Diferencias entre software libre y software de código abierto

No son pocas las ocasiones en que los términos de software libre y software de código abierto se confunden. Y es que el código abierto es otro término atribuido a un software que se puede estudiar, compartir y modificar y su iniciativa principal se basa en el código abierto, cuyo muchos de sus objetivos son similares a los del software libre.

Por ejemplo, se debe permitir a otros la distribución del software de código abierto, ya sea gratis o pagando un precio. También se permiten las modificaciones y se deben distribuir bajo los mismos términos que el software original. Además, se desaconseja la discriminación, ya sea contra cualquier persona o uso que se le quiera dar al software.

Si bien, los objetivos tanto del software libre como el software de código abierto son similares, lo cierto es que en lo que se diferencian es en sus valores. Mientras que el software libre es un movimiento social que promueve la libertad, el movimiento de código abierto promueve las ventajas comerciales de compartir el código fuente. Por lo tanto, se reconoce al software de código abierto como una forma efectiva para que los desarrolladores colaboren.

Ventajas y desventajas del software libre

Desde la perspectiva práctica de cualquier usuario, el uso del software libre cuenta tanto con ventajas como inconvenientes. De hecho, su principal atractivo está relacionado con su coste económico, si bien muchas veces gratis no es sinónimo de calidad. Es por ello que debemos conocer cuáles son los aspectos más importantes de este tipo de programas.

Principales ventajas

El uso del software libre cuenta con muchas ventajas ya que estos programas han sido diseñados para satisfacer las necesidades de los usuarios. Algunas de las más importantes son:

  • Accesibilidad: ya que nos permite acceso completo al software
  • Innovación: a mayor acceso mayor será su innovación tecnológica cooperativa.
  • Independencia: cada usuario cuenta con la posibilidad de adaptar el software a sus preferencias, así como crear sus propias funciones.
  • Seguridad y privacidad: al disponer del código fuente, podemos asegurarnos de que nuestra información se encuentra segura, siendo más fácil poder adaptar el programa a cualquier necesidad.
  • Low Cost: dado que cuenta con una comunidad detrás que apoya su desarrollo, el programa termina siendo una opción económica que repercute directamente en el usuario.

Principales inconvenientes

A pesar de sus ventajas, no todo es perfecto dentro del software libre, pues también debemos de tener en cuenta algunos aspectos negativos como:

  • Variedad de versiones: dado que se trata de un software gratuito cualquier persona puede crear diferentes versiones de un mismo programa, lo cual puede generar confusión entre los usuarios.
  • No hay garantía: el software pertenece a la comunidad, por lo que no hay un responsable en caso de que tengamos cualquier problema o percance al usarlo.
  • Control de calidad: lo proporciona la comunidad, lo cual puede ser un problema en caso de que no se encuentre activa y no pueda solucionar los errores que se planteen.
  • Sin publicidad: dado que es económico carece de publicidad por lo que tiene más dificultades de poder llegar al usuario a diferencia del software privado.

Programas libres imprescindibles

Una vez ya conocemos todo a cerca del software libre, no está demás conocer los programas más importantes que hacen uso de ello. Seguramente, en muchas ocasiones conoceremos el programa en sí, pero desconocemos que esté concebido como un software libre.

GIMP, la alternativa a Photoshop

Hablamos de un software libre concebido para llevar a cabo tareas de retoque fotográfico y composición e imágenes. Cuenta con diferentes características que hacen que lo podemos usar como un programa de pintura, retoque fotográfico o como sistema para procesar una gran cantidad de imágenes. Muchas de sus funciones son las mismas que la popular herramienta de Photoshop, por lo que, salvo que para necesidades profesionales muy avanzadas se considera como una gran alternativa a este. Además, permite el uso de complementos para mejorar sus funcionalidades.

Foto RAW en GIMP

Podemos descargar GIMP de manera gratuita tanto para ordenadores con Windows, como macOS y Linux desde su página web.

LibreOffice, la alternativa a Microsoft Office

Se trata de un paquete de aplicaciones de ofimática como un procesador de textos (Writer), una hoja de cálculo (Excel) y un programa para elaborar presentaciones (Impress), por lo que se posiciona como la principal alternativa de software libre a Microsoft Office. Los archivos de Office se pueden abrir en LibreOffice y viceversa, sus comandos son similares y su entorno es más minimalista y sencillo en comparación la suite de Microsoft. Es por ello que cuenta con todo lo que podemos necesitar para hacer un uso ofimático del PC sin complicaciones y sin necesidad de tener que pagar ninguna licencia.

plantillas libreoffice

LibreOffice se puede descargar gratis tanto para Windows como para Linux y macOS desde su sitio web oficial.

Mozilla Firefox, la alternativa a navegar con Chrome

Si hablamos de softwares libres, sería pecado no mencionar a Mozilla Firefox, uno de los programas más utilizado en ordenadores como Windows, Linux o macOS, convirtiéndose en una de las opciones preferidas libres para navegar por Internet. Y es que al contrario de lo que mucha gente puede pensar, Chrome no es un software ni libre ni de código abierto, pese a ser de Google, ya que cuenta con una gran cantidad de componentes privativos en su interior. Es por ello que, si no queremos tener toda una serie de «robots» que rastreen nuestra información para venderla posteriormente, Firefox es la opción más acertada.

Firefox en W11

Podemos descargar Mozilla Firefox de forma gratuita desde su sitio web oficial.

¡Sé el primero en comentar!