Windows One: probamos la nueva versión gratuita de Windows 10 (INOCENTADA)

En 2015, Microsoft lanzó Windows 10, la actual versión de su sistema operativo que, desde su lanzamiento, ha ido ganando usuarios con el fin de, tarde o temprano, terminar sucediendo a Windows 7. Durante el primer año de vida, Microsoft permitió actualizar gratis de Windows 7 y 8.1 a Windows 10 a todos los usuarios, aunque a partir de entonces la licencia de Windows 10 cuesta dinero (entre 120 y 200 euros, según la que queramos). Con el fin de seguir sumando usuarios a este sistema operativo, Microsoft acaba de anunciar una nueva versión de Windows 10 gratuita bajo el nombre de “Windows One“.

One Microsoft es la estrategia de la compañía por unificar la imagen de marca de todos los productos de la compañía, como OneDrive o Xbox One, entre otros. Continuando con esta estrategia, la compañía acaba de anunciar hoy el lanzamiento de Windows One, además de enviar a un grupo muy selecto de usuarios las primeras versiones Insider de Windows One, por lo que los usuarios más aventureros podremos tener una primera toma de contacto con este sistema. Y, como no podía ser menos, nosotros ya lo hemos hecho.

Cómo es Windows One, el Windows 10 gratis

Microsoft anuncia “Windows One” como un nuevo Windows 10 gratuito, aunque con algunas limitaciones respecto a las versiones de pago, como la Home o la Pro, del sistema operativo. A la hora de instalar Windows One, el proceso es prácticamente el mismo que con cualquier otra edición del sistema operativo, con la diferencia de que, a la hora de elegir la edición, tendremos que elegir esta nueva.

Instalar Windows 10 One

El proceso de instalación es rápido, ya que estamos ante una versión más reducida de Windows 10. Eso sí, al ser gratis, Microsoft nos obliga a ver varios anuncios de sus productos en YouTube mientras se termina la instalación, así como a contestar a algunas encuestas relacionadas con los vídeos.

Windows One es como Windows 10, pero sin cosas innecesarias que incluye Windows 10 para que vaya más rápido

Cuando terminamos de instalar Windows One la verdad es que no lo sabremos, ya que por defecto este sistema operativo nos mostrará un fondo de pantalla negro con un puntero del ratón también negro. Para poder ver el ratón tendremos que pulsar el atajo de teclado Control + Win + $ para que se cambie el cursor por un mini Steve Ballmer y ya poder empezar a trabajar con él.

Ballmer Mouse Windows One

Aunque hay algunos trucos para poder cambiar el puntero del ratón o el fondo de Windows One, Microsoft nos pide que no lo hagamos ya que perdería parte de la esencia de este sistema operativo gratis.

“Si no pagas por Windows no tendrás algunas funciones”, dice Microsoft

Microsoft ha sido claro cuando ha anunciado este nuevo sistema operativo, y es que no va a ser igual que las versiones Home ni Pro, sino que va a tener algunas limitaciones. Eso sí, Microsoft ha prometido que estas limitaciones solo se aplicarán a funciones y características poco usadas por los usuarios.

Lo primero de lo que nos hemos dado cuenta al tomar la captura anterior es que Windows One no tiene Papelera. Hemos hablado directamente con el responsable de este proyecto y, textualmente, nos ha asegurado que “si los usuarios no tienen dinero para comprar una licencia de Windows 10 no pueden permitirse tirar sus archivos a la papelera”, dejando caer que con la versión final de este sistema operativo vendrá una plataforma a través de la cuál vamos a poder vender nuestros archivos en vez de eliminarlos.

Otra de las funciones que ha eliminado Microsoft del sistema operativo es el reloj. El responsable de la compañía ha asegurado que tras analizar una inmensa cantidad de datos recopilados de Windows 10, el tiempo que los usuarios pasan mirando el reloj es mínimo, apenas unos segundos al día, por lo que han decidido eliminarlo para que Windows One tenga más recursos disponibles y vaya más rápido.

Otros elementos eliminados del sistema operativo son, por ejemplo, el botón para apagar el ordenador (Microsoft quiere que Windows One sea un sistema operativo 24×7), algunos atajos de teclado poco utilizados, como Control + Alt + Supr o Control + Shift + Esc, y las teclas Q, L y N no servirán para escribir, sino que abrirán Paint, porque, tal como asegura la compañía, Paint es una aplicación muy querida, y los usuarios lo demostraron cuando se plantearon eliminarla de Windows 10.

Windows One sigue siendo Windows 10, pero mejorado

Eso sí, Microsoft ha querido mantener la esencia de Windows One manteniendo algunas de las funciones que, según sus datos recogidos, más han gustado a los usuarios ya que es de lo que más se ha hablado en los últimos años, como la recopilación de datos personales (concretamente Windows One recoge muchos más datos de los usuarios, y sus contraseñas para recomendarle usar otras más seguras), así como los errores con las actualizaciones ya que, de solucionar estos problemas, se perdería la esencia de lo que es Windows 10 y parecería otro sistema operativo totalmente diferente, aseguran desde la compañía.

Por el momento no sabemos cuándo podrá llegar este sistema operativo a los usuarios, pero seguramente lo haga el 1 de abril de 2019.

Si ya has dejado de reír (o de intentar poner a Ballmer como cursor del ratón en tu Windows 10), ¡¡Feliz día de los Inocentes!!