Así afectará al resto de desarrolladores y plataformas el nuevo navegador de Microsoft basado en Chrome

Escrito por David Onieva
Navegadores

Es algo que hace solo unos días sorprendió a buena parte del mundo tecnológico y de lo que ya os hablamos en su momento, nos referimos al proyecto que ha puesto en marcha el gigante del software, Microsoft, con el objetivo de lanzar un nuevo navegador de Internet.

En concreto se trata del proyecto llamado Anaheim, y lo más sorprendente de todo, no es que estén trabajando en un nuevo software para navegar por Internet, dado el escaso éxito de Edge, sino que este se basará en el motor del más directo competidor del sector y líder del mercado, Google Chrome.

Este es sin duda un movimiento importante para los de Redmond, negativo por un lado, ya que de este modo no le ha quedado más remedio que admitir que Edge no ha sido aceptado en términos generales por los usuarios, y positivo por otro, ya que puede que lance un producto propio que realmente le plante cara a Firefox y Chrome. Es por todo ello que la reciente noticia de que Microsoft va a cambiar su hoja de ruta con un software basado en Chromium, por tanto centrado en el motor de Chrome en lugar del actual EgeHTML del software que se integra en Windows 10, ha sido una sorpresa para la mayoría.

Al mismo tiempo esta es una transición que tiene de entrada tiene sentido, más si consideramos la lentitud con la que Microsoft Edge ha mejorado y evolucionado en los últimos tiempos, algo que también ha influido en la escasa cuota de mercado de esta propuesta.

Ahora bien, si nos centramos en lo que este importante cambio puede suponer para el resto de compañías involucradas, para empezar diremos que lo más lógico es que la propia Google esté encantada de que, finalmente, Microsoft haya aceptado el motor de Chromium para integrarlo en su propio navegador, ya que esto no es más que una nueva victoria sobre los de Redmond, al menos en este sentido.

De hecho, el propio portavoz de la compañía ha admitido hace poco que Chrome ha sido uno de los grandes líderes de la web prácticamente desde su aparición, por lo que ahora le dan la bienvenida a la comunidad de Microsoft.

El nuevo navegador de Microsoft basado en Chrome podría revolucionar el sector

Hasta ahí por tanto y visto lo visto, ambas partes están contentas con el cambio, ya que es algo que puede ser beneficioso para las dos empresas, además de para los usuarios, ya que van a disponer de una nueva alternativa basada en el líder Chromium, en este caso avalada por la experiencia de Microsoft, que no es poco. Así, este proyecto que de momento se conoce como Anaheim, se sumará a otros navegadores como Brave o Vivaldi, además del propio Chrome, claro está, todo ello con las importantes contribuciones que se espera que agregue Microsoft al motor Chromium.

Por otro lado nos encontramos con el caso de Mozilla, que como sabréis, es la firma responsable del tercero en discordia, Firefox, movimiento por parte de Microsoft que quizá no haya alegrado tanto a la propia compañía. Esto se debe en gran medida a que desde su punto de vista, esto podría suponer una gran ventaja para Google, al menos en lo que al mercado de los navegadores se refiere, ya que podrían ampliar, y mucho, los usuarios que hagan uso, de un modo u otro, de Chromium.

chromium

Sin embargo, mirado de otra manera, lo cierto es que todo esto no va a hacer sino que aumentar la importancia del papel de Mozilla en el sector de los navegadores web, ya que se va podría convertir en la única opción independiente de cierto peso en cuanto a penetración de mercado, lo que podría atraer a todos aquellos que no quieran entrar en el mundo del mencionado Chromium.

Un renovado navegador de Microsoft llegará pronto

Además de todo lo comentado, decir que no estamos tan lejos de ver los primeros resultados de esto, ya que la propia Microsoft dice que la primera versión preliminar de su nuevo navegador debería estar lista para ser probada a principios de 2019, mientras que la versión final podría llegar en algún momento a lo largo del mismo año.

Pero la cosa no va a acabar aquí, ya que otra de las grandes ventajas de que Microsoft renuncie al motor EdgeHTML y cambie a Chromium, es que la empresa podría lanzar el nuevo navegador en otras plataformas propias, incluyendo las versiones anteriores de Windows. Como sabéis, hoy día Microsoft Edge es un producto exclusivo de Windows 10, aunque también está disponible en Android e iOS. Sin embargo, una vez que el navegador use Chromium, ya no habrá ninguna limitación técnica que no permita al gigante del software lanzar Edge en sistemas operativos como macOS o Windows 7, lo que ampliaría mucho las miras de los de Redmond en este sector.

De hecho esto es exactamente lo que Microsoft planea hacer, ya que según Joe Belfiore, Vicepresidente Corporativo de Windows, se va a llevar Edge basado en Chromium a macOS, al igual que lanzar el navegador en versiones anteriores de Windows, como el aún muy extendido, Windows 7. Y es que aunque esta versión del sistema dejará de recibir soporte en 2020, aún son muchos los millones de usuarios que lo utilizan a diario en sus equipos, de ahí la importancia de que este novedoso proyecto llegue también a estos PCs.

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo