Cómo recuperar los datos de CDs y DVDs rayados o mal grabados en Windows

Escrito por Rubén Velasco
Software

Hoy en día, las memorias USB y los discos duros externos han sustituido a los discos ópticos como sistemas de almacenamiento por defecto para nuestros datos. Estos dispositivos digitales son mucho más cómodos, fiables, seguros y, a día de hoy, incluso baratos. Sin embargo, seguro que aún guardamos muchos datos en CDs y DVDs ópticos grabados hace tiempo, datos que, si se daña el disco, es muy fácil que perdamos. Por suerte, existen aplicaciones diseñadas para permitirnos recuperar, mediante lecturas recursivas, los datos de nuestros CDs y DVDs dañados.

A lo largo de los años seguro que hemos leído muchos rumores sobre la reparación de discos dañados, desde darlos con plátano o pasta de dientes hasta dispositivos especiales que, con calor, prometían acabar con los arañazos.

Lejos de entrar en si estas opciones funcionaban de verdad o no, a continuación, vamos a ver varias aplicaciones para Windows que, aunque no hacen milagros, están diseñadas para permitirnos recuperar los datos de estas unidades ópticas dañadas.

Unstoppable Copier, una de las aplicaciones más completas para leer CDs y DVDs dañados

Unstoppable Copier es una aplicación gratuita diseñada para copiar, sin que ningún error detenga el proceso, todos los archivos de una fuente a otra. Gracias a esta aplicación vamos a poder recuperar con relativa facilidad los datos de cualquier CD o DVD físicamente dañado (con rayones, por ejemplo) que, al intentar copiar los datos de otra forma, nos devuelva errores de lectura o de sectores defectuosos.

El uso de esta aplicación, además, es muy sencillo. Para copiar un CD o DVD defectuoso a nuestro ordenador, simplemente debemos introducir el disco en el equipo, seleccionar su ruta (por ejemplo D:\) en el apartado “Origen” e introducir en “Destino” la ruta donde queremos que se nos guarden los archivos.

Al pulsar sobre “Copiar” el programa empezará a trabajar. El tiempo y, sobre todo, la probabilidad de éxito, pueden variar según el estado en el que se encuentre el CD o DVD. Si este programa no consigue recuperar los datos, probablemente ninguno pueda.

Unstoppable Copier

Podemos descargar esta aplicación de forma gratuita desde el siguiente enlace.

Recovery Toolbox for CD, ideal para recuperar los datos de discos mal grabados

Mientras que Unstoppable Copier está pensado para ignorar los errores de lectura al grabar un disco hasta que se recupera hasta el último bit de cada archivo, si el problema es más lógico que físico, la probabilidad de éxito de este programa se reduce bastante. En caso de que el problema de nuestro CD o DVD sea que se ha dañado durante la grabación (algo muy frecuente, por ejemplo, en la creación de discos multi-sesión), Recovery Toolbox for CD es una herramienta que no debemos dejar de probar.

Recovery Toolbox for CD es una aplicación gratuita y se encargará de leer a la fuerza todos los datos del disco óptico y nos permitirá copiar a nuestro ordenador todos aquellos datos que estén correctamente grabados en el disco. Obviamente, los datos que no se han grabado, o que han quedado a medias, no se podrán recuperar.

Recovery Toolbox for CD

Podemos descargar esta aplicación de forma gratuita desde su página web principal.

CDCheck y ISOBuster, dos alternativas de pago para complementar las anteriores

En caso de que las aplicaciones anteriores no sean capaces de recuperar los datos de nuestro CD o DVD, si queremos probar suerte con aplicaciones comerciales podemos tener en cuenta a CDCheck y ISOBuster.

Por un lado, CDCheck es una aplicación que pone especial énfasis en la detección de errores, aunque puede ser utilizada para recuperar datos de discos dañados. Por otro lado, ISOBuster nos permite realizar análisis en profundidad de los discos dañados para detectar todos los datos guardados en ellos e intentar recuperarlos.

¿Alguna vez has perdido algún dato al dañarse un CD o DVD? ¿Conoces o utilizas algunas otras aplicaciones para recuperar los datos de CDs y DVDs dañados?

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo