Archinstall, instalar Arch Linux nunca fue tan sencillo como ahora

Arch Linux es una de las distribuciones más minimalistas, puras y personalizables que podemos encontrar. Pero también es una de las más complicadas de instalar, configurar y poner en marcha, ya que requiere grandes conocimientos en Linux para poder dominarla. Los responsables de Arch quieren hacer la vida un poco más fácil a los usuarios con el fin de bajar el nivel de dificultad del sistema, y para ello han decidido empezar con un nuevo instalador oficial que simplifique en gran medida este proceso: así es Archinstall.

Archinstall no es el primer instalador oficial que podemos encontrar para esta distro. Hace casi una década, el sistema venía con un instalador que permitía su puesta en marcha de forma sencilla. Sin embargo, los desarrolladores decidieron eliminarlo en 2012 tras no promover el principio KISS, dejando únicamente disponible la instalación manual de Arch.

Es cierto que la instalación manual de este Linux se suele atravesar a muchos usuarios: es un proceso muy largo y complicado, incluso con guía. Pero es la mejor forma de poner en marcha este sistema ya que es así como podremos personalizar al máximo su instalación. De todas formas, siendo sinceros, la mayoría de los usuarios u opta por otros sistemas alternativos basados en Arch (como Manjaro) o decide usar instaladores de terceros, como Aturux-OS.

Así, Archinstall se convierte en el nuevo instalador oficial de Arch Linux, escrito en Python. Eso sí, aunque el proceso es mucho más sencillo que la instalación manual, no tiene nada que ver con los instaladores que podemos ver en otras distros, como Ubuntu o Manjaro.

Instalar Arch Linux con Archinstall

Para poder lanzar este instalador, lo primero que debemos hacer es, una vez arrancado el sistema desde la ISO, ejecutar el comando «archinstall». Ahora comenzará un sencillo asistente que nos irá guiando durante la instalación. Los pasos que vamos a ir realizando son los mismos que realizaríamos si fuéramos a instalare Arch a mano, pero aquí será el propio asistente quien nos guiará los pasos.

En primer lugar elegiremos el idioma y la región del sistema. A continuación, la unidad donde vamos a instalar nuestro Linux y el sistema de archivos que queremos usar para el proceso, junto con la contraseña de cifrado en caso de que el sistema lo permita. Después, tendremos que elegir el nombre que queremos darle al host y si queremos habilitar el usuario «root» o bien crear usuarios comunes incluidos dentro de «sudoers».

Llegados a este punto tendremos que elegir uno de los puntos más importantes: el escritorio. Podemos dejarlo en blanco y no seleccionar nada para cargar solo un TTY, pero si buscamos un Linux con interfaz gráfica (algo que hace la mayoría de los usuarios) entonces podremos elegir el que más nos guste. También seleccionaremos los drivers adicionales que queremos instalar, los paquetes opcionales (en caso de querer o necesitar alguno) y la interfaz de red.

Por último, solo nos queda comprobar que todos los parámetros están correctos y proceder con la instalación y configuración de Arch. En unos minutos tendremos nuestro Linux instalado y configurado, listo para usarlo.

Arch Linux con escritorio

Descargar Arch Linux

Este nuevo instalador se ha convertido en un paquete por defecto de Arch. Eso quiere decir que todas las imágenes ISO que bajemos a partir de ahora lo traerán incluido, y podremos invocarlo para poder instalar el sistema en nuestro PC o en la máquina virtual.

La última versión a día de hoy, que data del 1 de abril de 2021, se puede descargar de forma totalmente gratuita desde su página web. Esta versión viene por defecto con el Kernel 5.11.11 de Linux y la ISO ocupa un total de 750 megas. Y gracias a su modelo de actualizaciones Rolling Release podremos tener el sistema siempre al día con la última versión del kernel y los últimos paquetes una vez finalizada la instalación.

Fuente > Arch

¡Sé el primero en comentar!