Fuentes de letra: las mejores y las que permiten ahorrar tinta

Los programas que hoy en día instalamos en nuestros equipos basados en Windows 10, son cada vez más complejas y nos presentan todo tipo de funcionalidades aquí entran en juegos tanto aquellas que utilizamos en entornos profesionales como las que usamos en los momentos de ocio. Estos programas hacen uso de todo tipo de funciones internas y nos proponen modos de uso de lo más variado. Pero son muchos los elementos que aquí debemos tener en cuenta y no solo las fotos o vídeos que podamos tratar, sino que las fuentes también juegan un papel muy importante.

Uno de los tipos de uso más habituales en estos momentos en nuestro ordenador con Windows, es todo aquello relacionado con el sector multimedia. En concreto nos referimos al tratamiento y edición de elementos como vídeos, gráficos, fotos, audio, animaciones, etc. Pero no podemos olvidar algo que en muchas ocasiones pasa desapercibido y no debería.

Nos referimos a las fuentes que constantemente nos encontramos tanto en el propio sistema operativo como en las aplicaciones que instalamos en el mismo. Para aquellos que no lo sepáis, cuando hablamos de estas fuentes en realidad nos referimos a los tipos de letra qué podemos usar en nuestro ordenador. Estas fuentes no solamente se utilizan en un editor de texto, por ejemplo, sino que para que nos hagamos una idea, incluso los editores de fotografía tienen soporte para multitud de fuentes que podemos añadir y eliminar.

De hecho y para facilitarnos el trabajo con las mismas, el propio Windows 10 viene con un número decente de estas de forma predeterminada. De la misma manera en internet podemos encontrar diversas webs que nos permiten descargar elementos de este tipo, tanto de pago como gratuitas.

Cómo ver las fuentes instaladas en Windows 10

Llegados a este punto quizás lo primero que nos preguntamos es cómo podemos ver cuáles son realmente las fuentes que tenemos instaladas en nuestro sistema operativo. Ya os hemos comentado que el líder del sector para equipos de sobremesa, Windows 10, cuenta con una buena cantidad de estos elementos de forma predeterminada. De hecho, en la mayoría de las ocasiones los usuarios medios no van a necesitar instalar más de manera adicional para el uso de sus programas.

Se puede dar el caso raro de que nos llegue algún documento PDF o de Word que utiliza alguna fuente un tanto extraordinaria. Por tanto, si el emisor no nos la ha enviado adjunta, tendremos que buscarla y descargarla de internet. Pero eso son casos extraños, a no ser que seamos profesionales del diseño o algo similar donde el uso de fuentes menos habituales es más común. Sea como sea, se puede dar el caso en el que necesitamos consultar en las fuentes que de entrada tenemos instaladas en el sistema, nada más sencillo.

Para ello no tenemos más que acceder a la aplicación de configuración de Windows 10, por ejemplo, mediante el uso de la combinación de teclas Win + I. Una vez en la nueva ventana que aparece nos tendremos que situar en el apartado de Personalización. A continuación, en el panel izquierdo ya nos encontramos con la sección que nos interesa a nosotros ahora, Fuentes.

fuentes Windows

Las mejores fuentes para usar en Windows y sus programas

Para que os hagáis una idea, ya que generalmente es algo en lo que no nos solemos fijar, a continuación, os vamos a hablar de las fuentes más importantes y usadas en Windows 10. En concreto os vamos a mencionar algunas de las mejores fuentes que podéis usar en el sistema operativo y sus programas mismo tiempo no pueden faltar bajo ningún concepto. De todos modos, no os preocupéis, que estas suelen venir incluidas en la gran mayoría de los sistemas operativos, no solo Windows, y sus correspondientes aplicaciones.

Esto nos permite evitar los problemas de compatibilidad con tipos de letra que utilizan determinados documentos o programas instalados.

Arial

En primer lugar, nos encontramos con una de las fuentes más populares y utilizadas en todo el mundo, De hecho, se podría decir que es uno de los estándares en este sentido. Es por ello por lo que Arial es uno de los tipos de letra más famosos. Cabe destacar que esto es algo que se hace extensible tanto en los medios de papel como en internet.

Arial

Para que os hagáis una idea, esta es la fuente que de forma predeterminada que utiliza el potente editor de textos online Google Docs. Al mismo tiempo es interesante saber que en ocasiones esta fuente en concreto la podemos encontrar como ArialMT.

Times New Roman

Y vamos a continuar con otro de los clásicos desde hace muchos años tanto en el sistema operativo de Microsoft, como en internet y en la mayoría de las aplicaciones. En concreto nos referimos a Times New Roman, la que se conoce como una variación de la antigua Times del grupo Serif. Para muchos expertos esta es una fuente que se caracteriza por tener un aspecto más profesional qué otras de las populares e importantes.

Arial

Es precisamente por esta razón por la que Times New Roman es una de las más utilizadas en los medios con contenido más formal. Al mismo tiempo este tipo de letra se utiliza mucho en webs de noticias e instituciones oficiales.

Courier New

Es muy posible que a muchos de vosotros os suene la fuente llamada Courier ya que lleva entre nosotros una buena cantidad de años. Pues bien, ahora os vamos a hablar de una fuente o se considera como la alternativa más moderna a la mencionada Courier. De hecho, Courier New es una fuente algo más delgada y estilizada que la original. En realidad, esto se traduce en que es un tipo de letra visualmente más atractivo en pantalla.

Courier New

Es por todo esto que os contamos por lo que la mayoría de los dispositivos y sistemas operativos trabajan en gran medida mostrando Courier New.

Verdana

Aquí tenemos otro de los tipos de letra que no podían faltar en esta selección para Windows 10. De hecho, si algo caracteriza a esta fuente en concreto es lo fácil que resulta a la hora de leerla y comprenderla. Esto es algo que se hace extensible incluso cuando utilizamos la fuente en un tamaño más pequeño de lo habitual. Lo mismo sucede cuando vemos en pantalla la fuente Verdana en dispositivos que soportan una baja resolución. Es precisamente por todo ello por lo que este elemento se utiliza tanto en webs como en catálogos impresos.

Verdana Fuentes

Arial Rounded MT

A continuación, os hablaremos de una de las variantes que nos llegan de la mencionada anteriormente Arial. Hay que destacar que Arial Rounded MT es una variante de la misma, pero con algunas peculiaridades. De hecho, podríamos decir que esta es una de las versiones de Arial que ofrece un diseño más elegante. Es por ello por lo que en estos momentos ya llegará instalada en la mayoría de los sistemas operativos, incluyendo Windows 10.

Arial Rounded MT Fuentes

Además, poco a poco se está extendiendo cada vez más en todo tipo de páginas web, especialmente en las corporativas o con contenido más formal.

Candara

Esta es otra de las tipografías que no puede faltar prácticamente en ningún sistema operativo, de ahí que sea una de las más características de Windows. De hecho, esta es una fuente que ya encontramos En Windows Vista y que ha soportado el paso del tiempo debido a su extendido uso. Si algo caracteriza a este tipo de letra en concreto es que es compatible con el sistema de representación de texto ClearType de Windows.

Candara Fuentes

Ahorra tinta en la impresora usando estas fuentes

Es algo de lo que se lleva hablando desde hace muchos años, nos referimos a lo cara que es la tinta de nuestra impresora doméstica. Y esto no es de ahora, sino que es una desgracia que nos lleva acompañando desde hace tiempo. Esto es algo que se hace especialmente latente cuando utilizamos los cartuchos originales del dispositivo, que es lo habitual. Es precisamente por todo ello que, a la hora de utilizar la impresora, tomemos determinadas precauciones para que el precio por página impresa no se nos vaya de las manos.

Por ejemplo, a la hora de imprimir fotos, dependiendo del uso que vayamos a hacer de ellas, intentamos bajar la resolución, usar el modo borrador, imprimir solo en negro, etc. lo que quizá no hemos pensado nunca es que a la hora de imprimir textos también podemos intentar ahorrar este preciado líquido. Así, independientemente del tamaño de letra que configuremos, no todas las fuentes consumen la misma cantidad de tinta.

Antes os hemos hablado de la popular Arial, que además es una de las que más tinta gasta. Por tanto, podremos ahorrar una buena cantidad de tinta con solo cambiar la fuente del documento. Para que nos hagamos una idea, Times New Roman es una de las fuentes que menos tinta consume. Algo similar sucede con Calibri o con Century Gothic, por lo que nos podríamos decantar por estas alternativas.