Ya puedes probar la actualización de primavera de Windows 10

Microsoft ahora mismo tiene muchos frentes abiertos: Windows 10 21H1, Sun Valley, Windows 10X… Sin embargo, de todos ellos, el que tenemos más cerca y nos interesa más que los demás es 21H1, la actualización de primavera del sistema operativo. Si todo va bien, esta nueva versión de Windows llegará a todos los usuarios en poco más de un mes, poniendo nuestro PC al día y preparándolo para la gran actualización que llegará en otoño. Pero antes de lanzar la actualización para todos, Microsoft tiene que probarla en un grupo selecto de usuarios. Y, así, la nueva versión acaba de alcanzar un nuevo nivel de desarrollo: beta.

Windows 10 21H1, al contrario de lo que se esperaba, va a ser una actualización pequeña. El nuevo sistema operativo de Microsoft llegará con pocas novedades y centrado, sobre todo, en corregir errores y depurar el funcionamiento general del mismo. Las grandes novedades llegarán a los usuarios con el lanzamiento de la 21H2, la segunda actualización de este año que, si todo va bien, llegará este mismo otoño.

Hace dos semanas, los usuarios Insider dentro del canal beta recibieron un aviso con la posibilidad de bajar e instalar esta nueva versión. Pero esta llegaba como una actualización opcional, por lo que habría que realizar el proceso manualmente. Ahora, Microsoft la ha convertido en una actualización recomendada, por lo que todos los usuarios la recibirán e instalarán de forma automática, sin tener que hacer nada.

Windows 10 21H1 Update Beta

A disfrutar de la actualización de primavera de Windows 10.

Una pequeña, pero importante, actualización

Esta nueva versión ya está en la fase final de su desarrollo. Microsoft no tiene tiempo para incluir ni un solo cambio más en el sistema que pueda dar problemas, por lo que lo único que podemos ver son correcciones ante los posibles fallos y errores que se encuentren en el sistema antes de su lanzamiento.

21H1 se trata de una actualización pequeña. Esto significa que no solo se bajará e instalará muy rápido, como si se tratara de un parche más, sino que su número de compilación también quedará casi inalterado, pasando de la build 19042.844 a la 19043.844. Tan solo un número cambia. Podrá actualizar cualquier usuario que utiliza una versión de 2020 del sistema operativo. Si usamos una versión de 2019, o anterior, tendremos que realizar una actualización completo, con el tiempo que lleva eso.

Con esta actualización, Microsoft termina el ciclo de desarrollo de la versión 2004, y empieza a preparar a los usuarios para Sun Valley. De momento, eso sí, no sabemos nada sobre cuándo llegará esta nueva versión a todos los usuarios fuera del canal Insider. Por ahora, solo podemos esperar a que, en abril o mayo, Microsoft revele la fecha exacta de cuándo podremos actualizar.

Recordamos que este mismo mes de mayo, Windows 10 1909 llega a su fin de vida. Por tanto, puede ser una buena oportunidad para poner al día nuestro PC.

Los peligros de la beta de Windows 10

Cualquier usuario puede apuntarse al programa Insider de Microsoft y descargar las versiones preliminares del sistema de forma gratuita. Sin embargo, no recomendamos usar estas versiones en nuestro PC principal, solo en una máquina virtual.

Esto se debe a que el mero hecho de pertenecer al programa Insider, cualquier versión puede tener más o menos fallos. La rama Dev es la más inestable, la que más fallos tiene. Y aunque la beta es mucho más estable, aún no está acabada, por lo que puede darnos muchos problemas.

Canal beta Insider Windows 10 20H1

Teniendo en cuenta las pocas (o nulas) novedades que va a aportar Windows 10 21H1, no merece la pena correr riesgos. Ni siquiera actualizar el día de lanzamiento, pudiendo esperar a ver si todo va bien o aparecen problemas graves.