Qué hago si conecto una memoria USB con virus al PC con Windows

A la hora de navegar por internet, para descargar programas o cualquier otro fichero, o consultar nuestro correo, tomamos precauciones para evitar los virus. Pero hay que tener en cuenta que estas no son las únicas vías por las que podemos infectar nuestro ordenador.

Cierto es que internet está repleta de contenidos y peligros que pueden afectar negativamente a los datos y aplicaciones almacenados en nuestro PC. Es por ello por lo que por regla general intentamos evitar determinadas páginas peligrosas, descargar aplicaciones de fuentes no fiables, o no abrir adjuntos extraños del correo electrónico. Sin embargo, también existen otras vías por las que el malware puede llegar a nuestras unidades de disco sin que nos demos cuenta.

Una de las más habituales son las unidades de almacenamiento externas que conectamos en ocasiones a nuestro equipo sin pensar en los potenciales peligros. Un claro ejemplo de todo ello lo encontramos en las habituales memorias USB o pendrive que compartimos con amigos y familiares. Aunque a priori estas provengan de usuarios de total confianza, eso no quiere decir que estén libres de códigos maliciosos al 100%. De hecho, cuando menos lo esperamos en ocasiones nos encontramos con que nuestro antivirus muestra un mensaje de peligro nada más conectar alguna de estas memorias USB.

Debemos tener cuidado porque los peligros relacionados con los códigos maliciosos que llegan por internet son similares a los que nos enfrentamos con dispositivos locales. Por tanto, llegados a esta situación debemos tomar algunas precauciones para así evitar que los virus de esa memoria alcancen nuestros datos del PC.

Tipos análisis panda

Evita que un virus de una memoria USB llegue al PC

No hace falta decir que lo primero que debemos hacer es desconfiar de los dispositivos de almacenamiento, como memorias USB, de usuarios poco fiables. Sin embargo, la seguridad de estos elementos no siempre está garantizada al 100%. En el caso de que conectemos a nuestro ordenador un dispositivo de estas características y el antivirus nos avise de que está infectada, esto es lo que tenemos que hacer.

Por tanto, llegados a este punto lo primero que debemos hacer es eliminar o poner en cuarentena los archivos detectados como maliciosos. En algunas ocasiones el propio antivirus podrá eliminar los virus detectados en estos archivos, ya sean ejecutables o de cualquier otro tipo. Pero no siempre es así, por lo que en caso contrario el propio software de seguridad nos propondrá su eliminación inmediata o puesta en cuarentena, como os mencionamos.

Debido a todo ello y como es fácil imaginar, si no se ha podido eliminar el malware de esa memoria USB, bajo ningún concepto debemos intentar abrir o ejecutar esos ficheros. A continuación, tanto si el antivirus ha limpiado el dispositivo, como si no, os recomendamos realizar un análisis profundo de esa memoria USB. De ese modo nos aseguramos de que todo rastro de código malicioso o virus haya sido borrado antes de abrir cualquier fichero contenido.

En el caso de que la solución de seguridad no sea capaz de limpiar por completo este dispositivo de almacenamiento, algo habitual, deberíamos formatear la memoria por completo. Esa sería una manera efectiva de asegurarnos de que esté limpia para poder utilizarla de nuevo en el futuro.

¡Sé el primero en comentar!