Comprar y vender en Wallapop no es gratis: estos son sus gastos ocultos

Comprar y vender en Wallapop no es gratis: estos son sus gastos ocultos

David Onieva

Las plataformas de segunda mano para comprar y vender todo tipo de productos no han parado de crecer a lo largo de los últimos años. Es una manera de ahorrarnos unos euros en nuestras compras u obtener ingresos extra a través de determinadas ventas de productos que ya no usamos.

En nuestro país una de las propuestas más interesantes que podemos encontrar, a la vez que usadas en toda la península, es Wallapop. Esta es una propuesta que nos permite, en primer lugar, poner a la venta todo tipo de productos para que los vean nuestros vecinos más cercanos. Evidentemente también se puede ampliar el rango de búsqueda, lo que nos abre mucho más el abanico de posibilidades disponibles. Todo ello nos permitirá quedar in situ con la persona interesada o realizar el correspondiente envío.

Algo similar sucede con los métodos de pago que podemos utilizar tanto a la hora de recibir como enviar el dinero. Por ejemplo, podemos hacerlo en mano si quedamos con la persona en la calle, o utilizar el sistema de pagos que nos ofrece la propia plataforma de comercio electrónico. Cabe mencionar que en un principio nos podemos aprovechar de todos estos servicios de la plataforma de manera gratuita. Sin embargo, hay algunos gastos con los que nos podemos encontrar de forma inesperada.

Generalmente estos nos permitirán sacar más provecho a nuestras compras y ventas realizando un pequeño desembolso económico en principio no esperado o planeado.

Gastos adicionales de Wallapop para comprar y vender mejor

Ya os hemos dicho antes que en un principio esta es una plataforma de compra y venta de productos de segunda mano, o nuevos, que podemos entregar en mano. Sin embargo, también podemos hacer uso de la función de envío que nos propone Wallapop para facilitarnos tanto el propio envío como la recepción de los productos. Sin embargo, esto tiene un coste adicional dependiendo de si lo recibimos en casa o en una oficina de Correos. Aquí también entrará en juego el peso del producto que vamos a enviar o recibir.

envíos Wallapop

Hay que tener en cuenta que estos gastos corren a cargo del comprador si hacemos uso de la propia función de Wallapop y su coste será a partir de 2,50 euros.

Claro está, al igual que sucede con otros muchos servicios de mensajería específicos, aquí podemos contratar un seguro para proteger más el producto que enviamos y que acabamos de vender. Evidentemente este supone un gasto adicional que en la mayoría de los casos será necesario o al menos recomendable. Para que nos hagamos una idea, si el coste del producto es inferior a 25 euros, el seguro que podemos contratar nos costará 1,95 euros. A partir de ahí los gastos del mismo oscilan entre el 5% y el 10% de lo que cuesta el producto adquirido.

Por otro lado, también podemos suscribirnos a Wallapop Pro en el caso de que vayamos a usar esta plataforma de forma habitual y para hacer negocio. Al contrario de lo que sucede con la modalidad habitual, este modo de funcionamiento más profesional tiene un coste. Este parte de los 39 euros al mes y va subiendo, dependiendo del número máximo de productos que vayamos a vender en ese período de tiempo.

¡Sé el primero en comentar!