La versión de Skype lanzada hace un año, dejará de funcionar en marzo

Escrito por David Onieva
Actualidad

Microsoft es una firma que, tras la llegada de la última versión de su sistema operativo, Windows 10, no para de intentar que los millones de usuarios de la diferentes versiones de sus sistemas operativos tengan a su disposición la mejor experiencia, por lo que creen que una de las principales medidas a tomar, es la migración a versiones más modernas. Esto es algo que también es extrapolable a sus aplicaciones, como a continuación vamos a comprobar con una de las más conocidas, Skype.

Y es que la compañía no ceja en su empeño de que sus clientes puedan tener acceso, de la manera más sencilla posible, a las últimas versiones de sus sistemas y aplicaciones para así, poder ofrecer los mejores y más actuales servicios. Además de mejorar en apartados tan importantes como la interfaz de usuario, es decir, el aspecto externo de las diferentes herramientas, así como sus funcionalidades, también le dan una gran importancia a todo lo relacionado con la seguridad. Es por todo ello que constantemente procuran que los usuarios estemos actualizados a las versiones más recientes de sus propuestas, algo que intentan que hagamos de la manera que sea.

Pues bien, en las últimas horas le ha llegado el turno a una de sus herramientas más extendidas y utilizadas en todo el mundo, Skype. Decimos esto porque la compañía ha tomado la determinación de que, con el fin de que tengamos la mejor experiencia con esta propuesta en concreto, es decir, podamos utilizar la versión más reciente, y mejor, a partir del 1 de marzo, es decir en menos de 30 días, la gente ya no podrá acceder a versiones antiguas de esta. En concreto se refiere a las versiones 7.16 o anteriores de Skype para Windows y 7.18 o anteriores para Mac.

Skype

Skype «obliga» a actualizar a la última versión

Por lo tanto todos aquellos usuarios que utilicen una de estas revisiones de Skype, se verán obligados a descargar la última actualización si quieren seguir haciendo uso de la misma en un futuro inmediato, tal y como han informado los máximos responsables de Skype en un blog. Aunque eso no es la primera vez que sucede, lo cierto es que este tipo de movimientos suelen conllevar ciertas molestias y quejas entre un buen número de usuarios. Y es que hay que tener en cuenta que no hablamos de un software totalmente desfasado para los sistemas actuales, ya que la versión 7.18 de Skype para Mac y la versión 7.16 para Windows salieron hace poco más de un año, en diciembre de 2015.

Por lo tanto, a pesar de que un buen número de usuarios de esta alternativa ya se haya acostumbrado al uso de esa versión en concreto, se verán obligados a actualizar antes de un mes para poder seguir usando Skype, tal y como ya ha hecho saber la firma. Microsoft asegura que ha estado trabajando mucho para mejorar la herramienta a lo largo de este último año, de ahí las medidas tomadas, aunque seguro que todo ello no sirve para mitigar el enfado de un buen número de usuarios de las versiones «descatalogadas».

Fuente > VentureBeat

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo
  • Pingback: La versión de Skype lanzada hace un año, dejará de funcionar en marzo | Esther Claravalls()

  • Alberto

    Bueno esperable, yo en lo personal, no uso Skype, entre otros motivos, porque como me ocurre con Google Chrome, no me deja elegir el directorio en el cual se instala, hace la instalación automática y me molesta con ventanas emergentes al iniciar la app, diciendo que existe una versión más actual, lo cual no es que me parezca mal en sí, ya que obviamente, es una forma de ahorrar trabajo al usuario, pero yo prefiero que dejen la opción de actualización 100% manual, en el sentido de que permitan que el usuario vaya a un botón y le de a comprobar actualizaciones. Google Chrome me disgusta en ese sentido, por eso y porque si encuentra actualización la instala sin preguntar, que si, que lo suyo es actualizar, pero a lo mejor no me interesa actualizar por motivo x.