¿Cansado de OneDrive? Estas son las mejores nubes para Windows 10

¿Cansado de OneDrive? Estas son las mejores nubes para Windows 10

Rubén Velasco

La nube cada vez está más integrada entre nosotros. Seguro que la mayoría hacemos uso de ella, ya sea para guardar una copia de seguridad de nuestros datos como para poder acceder a determinados archivos o documentos desde cualquier lugar y desde cualquier PC y dispositivo. Microsoft quiere animarnos a usar su propia nube, OneDrive, hasta el punto de que esta viene integrada por todo Windows 10. Sin embargo, existen alternativas mucho mejores a la nube de Microsoft que nos van a permitir disfrutar mucho más de las ventajas que nos ofrece el almacenamiento y la sincronización con la nube.

Cuando creamos una cuenta de Microsoft, la compañía nos ofrece 5 GB de almacenamiento gratis para guardar lo que queramos. Y podemos ampliar este almacenamiento hasta los 15 GB gratis realizando determinadas acciones, o pagar para tener 1 TB de almacenamiento online. Sin embargo, no podemos contratar más de 1 TB de almacenamiento, y el almacenamiento es caro por estar vinculado a Office 365, la suscripción anual de la suite ofimática.

Onedrive interfaz

Además, la nube de Microsoft tiene algunas características muy buenas. Sin ir más lejos, por ejemplo, contamos con un espacio de seguridad donde guardar cualquier tipo de datos con un cifrado adicional y con una doble autenticación de manera que nadie pueda acceder a dicha información. Sin embargo, también tiene algunos aspectos negativos, especialmente en lo relacionado con la privacidad.

Si no nos gusta usar OneDrive en Windows 10, a continuación vamos a ver algunas de las mejores alternativas que podemos usar.

Google Drive

Google Drive en Explorador de Archivos

Google Drive es, probablemente, una de las alternativas más cercana a OneDrive. Esta es la nube de Google y ofrece a todos los usuarios un total de 15 GB de almacenamiento gratis solo por registrarse, sin tener que realizar tareas adicionales. Google Drive nos permite guardar cualquier tipo de archivo, y además integra Google Docs, por lo que podemos tener una completa suite ofimática integrada. Compartir archivos y trabajar en tiempo real con otras personas es, sin duda, una de sus mejores cualidades.

Entre sus inconvenientes podemos destacar que no tiene cliente oficial para algunos sistemas operativos (como Linux) y la privacidad de los datos es peor hasta el punto de que en los propios términos de uso estamos aceptando que Google sea dueño de todo lo que subimos a su nube.

El almacenamiento de Google Drive se encuentra disponible en el siguiente enlace.

Dropbox

Copia seguridad Dropbox

Dropbox fue una de las primeras plataformas de almacenamiento en la nube que empezó a funcionar, antes incluso que Google y Microsoft. Esta plataforma de almacenamiento es una de las más sencillas de utilizar y además es multiplataforma, pudiendo encontrar clientes para ella en cualquier sistema operativo, tanto de escritorio como móvil. Permite compartir archivos y carpetas con otros usuarios de forma muy sencilla, y además cuenta con excelentes sistemas colaborativos.

Entre sus principales inconvenientes debemos destacar que es una de las que menos espacio de almacenamiento gratuito nos ofrecen, uno de los servicios más caros para conseguir almacenamiento adicional y que la seguridad y la privacidad de la nube dejan mucho que desear, ya que no se aplica ningún tipo de cifrado a los datos y la empresa recopila una gran cantidad de datos y los usa con fines comerciales. Algunos usuarios se quejan de que el plan gratuito, además, limita la velocidad.

Podemos acceder a Dropbox desde aquí.

Mega

Mega Privacy menús

Mega es el heredero espiritual de Megaupload, aunque en realidad este nuevo servicio traicionó a todos los usuarios que en el pasado confiaron en él. Sin embargo, esta nube nos ha traído importantes características, empezando por ser de las pocas que ofrecen 50 GB de almacenamiento gratis en la nube para guardar lo que queramos, y un cifrado militar que impide que nadie pueda acceder a los datos. La página web de mega es muy intuitiva y sencilla de usar.

Como inconveniente podemos destacar que su cliente para PC puede ser algo complicado de usar y comprender, por lo que en cuanto a configuración e integración con Windows queda algo lejos de ser una de las alternativas más fieles a OneDrive.

Podemos acceder al almacenamiento de Mega desde este enlace.

iCloud

iCloud UWP Windows 10

La nube de Apple. Si eres usuario de macOS o de un iPhone seguramente utilices esta nube. Entre sus principales ventajas podemos destacar la excelente labor que hace Apple a la hora de sincronizar servicios y guardar copias de seguridad de los ordenadores y dispositivos. Además, permite almacenar documentos creados con su propia suite ofimática para poder acceder a ellos desde cualquier dispositivo y desde cualquier lugar. iCloud también se puede instalar en Windows 10 como una de las alternativas a OneDrive, pero está más limitada.

Entre los inconvenientes debemos destacar que se trata de un ecosistema muy cerrado. Aunque podemos usar esta nube desde Windows, Apple solo permite desatar todo su potencial desde sus ordenadores Mac y desde un iPhone. Además, tiene restricciones importantes en cuanto al tipo de archivos que subimos.

Podemos acceder a iCloud desde aquí.

Box

Box nació como una alternativa a Dropbox, y se dio a conocer a base de ofrecer almacenamiento gratis a los usuarios. A día de hoy, esta nube nos ofrece un espacio de almacenamiento de 10 GB gratis y permite subir, como máximo, archivos de 250 MB. Podemos pagar a los planes de suscripción para conseguir más almacenamiento y subir archivos más grandes. Es compatible con cualquier sistema operativo (menos Linux), se pueden ampliar sus funciones mediante plugins y cuenta con funciones avanzadas de seguridad y privacidad para empresas y usuarios técnicos.

Entre sus inconvenientes destacar que no tiene cliente para Linux y carece de apps colaborativas para trabajo en grupo en tiempo real.

Podemos acceder a la web de Box desde este enlace.

Arq

Esta alternativa es una de las mejores opciones si lo que estamos buscando es hacer copias de seguridad de todos nuestros discos duros en la nube. Arq cuenta con una de las mayores disponibilidades 99.99% del tiempo está funcionando) y se centra en la privacidad. Todos los datos que subimos van cifrados con una contraseña, y solo nosotros la conocemos. Las copias de seguridad se realizan en formatos abiertos, por lo que no nos atamos a ninguna empresa.

Entre sus inconvenientes destacar que se trata de una alternativa de pago (no tiene plan gratis) y centrada en copias de seguridad; no podemos subir nuestros propios archivos individualmente. Además, si no tenemos conocimientos, su configuración y puesta en marcha puede llegar a ser algo complicada.

Podemos acceder a las copias de seguridad de Arq desde este enlace.

BackBlaze

Esta es una alternativa similar a la anterior centrada en permitir a los usuarios hacer copias de seguridad de los datos, pero bastante más sencilla de utilizar y cuenta con un modelo de negocio mejorado. Entre sus características podemos destacar que, por 6 dólares al mes, nos permite tener tráfico y almacenamiento ilimitado para todos los datos de nuestro PC. Cuenta además con varios tipos de copias de seguridad para que nuestros datos estén siempre guardados.

Una vez más, esta plataforma no tiene soporte para Linux (por lo que si usamos este sistema operativo no vamos a poder copiar nuestro sistema) y, además, no es compatible con las unidades de almacenamiento en red NAS, por lo que estas unidades quedarían desprotegidas y fuera de las backup.

Podemos acceder a BackBlaze desde aquí.

pCloud

pCloud se coloca como otra de las alternativas a OneDrive para guardar datos en la nube fácilmente. Esta plataforma nos ofrece 10 GB de almacenamiento gratis solo por registrarnos y nos permite guardar cualquier tipo de archivo, de cualquier tamaño, en la nube. Cuenta con planes de pago para ampliar el almacenamiento hasta 500 GB o 2 TB, y en vez de suscribirnos cuenta con la opción de realizar un pago de por vida.

Como principal inconveniente de esta nube debemos destacar que estamos ante una opción muy poco conocida, por lo que no sabemos cómo pintará el futuro de la misma y de nuestros datos. Además, las velocidades de transferencia suelen ser muy bajas respecto a la competencia.

Podemos saber más sobre pCloud desde este enlace.