Edge no para de crecer y mejorar: motivos para darle una oportunidad

Edge no para de crecer y mejorar: motivos para darle una oportunidad

David Onieva

Cuando nos referimos a los actuales navegadores de Internet que la mayoría de nosotros usamos en el PC o el móvil, nos referimos a un software de extrema importancia. Esto se debe, entre otras cosas, al extendido uso que hacemos del mismo en los tiempos que corren. Entre estos, los más usados y conocidos son Google Chrome, Mozilla Firefox o Microsoft Edge.

Como seguramente la mayoría de vosotros ya sabréis, aquí nos referimos a una serie de aplicaciones que nos sirven como plataforma para acceder a la inmensidad de Internet. Debido a esta razón, deben ser propuestas robustas y seguras, pero no solo eso, sino que ahora ya pedimos funcionalidad y una buena interfaz. De hecho los desarrolladores de estos programas ya son plenamente conscientes de la importancia de sus proyectos hoy en día.

Por tanto, para cubrir las necesidades de sus millones de clientes, no paran de lanzar actualizaciones y así estos puedan estar a día en todos los sentidos. Llegados a este punto, hay que tener en cuenta que la alternativa de este tipo más usada, y con diferencia, es Google Chrome. Con alrededor de un 70% de penetración de mercado, nos encontramos con un software altamente popular. Al mismo tiempo, hasta hace poco Firefox era su más directo competidor, aunque acaba de ser adelantado por Edge.

En concreto nos referimos al nuevo Edge basado en Chromium que Microsoft lanzó hace unos meses para sustituir al Edge original que se lanzó con Windows 10. Es por ello, como es fácil intuir, que cada vez son más los usuarios que se están decantando por esta propuesta de los de Redmond.

Razones por las que usar Edge en lugar de Chrome o Firefox

Lo cierto es que a estas alturas son varias las razones por las que podemos tomar la determinación de cambiar y probar este nuevo software. Una de ellas es, por ejemplo, la enorme compatibilidad que tiene con muchas de las funciones y con las extensiones del propio Google Chrome. No en vano ambos están desarrollados en base al proyecto Chromium del gigante de las búsquedas. Sin embargo Firefox no pertenece a ese grupo, por lo que las extensiones disponibles aquí son menos, algo que se nota mucho.

Privacidad Edge

Al mismo tiempo, una empresa de la experiencia de Microsoft está aportando útiles funciones y características al mencionado proyecto. Y claro, por descontado las añade antes que nadie a su propio software, Edge, por lo que está innovando cada vez más. Además en estos momentos para muchos es el navegador más rápido, al menos entre los más usados, lo que siempre es de agradecer.

Pero eso no es todo para darle una oportunidad a este nuevo proyecto en el que se ha embarcado Microsoft. Muchos se quejan de la falta de privacidad generalizadas de los productos de Google, por lo que al menos en este sentido nos libraremos de esta, usando igualmente un navegador Chromium. Eso sí, esto no quiere decir que Microsoft esté libre de ese mismo seguimiento, sirva como ejemplo la telemetría empleada en Windows, pero ese es otro tema. Así, por estas y otras razones, cada vez son más los usuarios que deciden dar una oportunidad a Edge Chromium dejando a un lado otras propuestas más veteranas.