Así es como Google Chrome 57 ha reducido el uso de memoria y CPU

Escrito por Rubén Velasco
Actualidad
0

Hoy en día es imposible imaginar una navegación por la red sin pestañas. Cualquier navegador web moderno hoy en día cuenta con esta característica que, dentro de una misma ventana, nos permite cargar varias páginas web al mismo tiempo, cambiando de una a otra con un solo clic. Sin embargo, esta característica ha acarreado también algunos problemas, y es que estas pestañas, aunque no estén abiertas en la pantalla, pueden consumir una gran cantidad de recursos en el ordenador. Con Google Chrome 57, esto deja de ser un problema.

Desde siempre, Google Chrome no ha sido sinónimo de navegador ligero y de bajo consumo de recursos. El navegador de Google es mucho más que un simple navegador debido, entre otras cosas, a que carga en la memoria todo el núcleo de Chrome OS que nos permite ejecutar aplicaciones dentro del propio navegador funcionando casi casi como un sistema operativo independiente. Los usuarios que suelen tener varias pestañas abiertas al mismo tiempo también habrán visto cómo, si el número de estas es elevado, el uso de la CPU se disparaba hasta el punto de que incluso el resto del ordenador podía empezar a funcionar mal.

Con la llegada de Google Chrome 57 hace una semana, la compañía ha querido acabar con este problema de una vez por todas y, para ello, ha aplicado una medida drástica en el navegador que limita a tan solo el 1% el uso de la CPU a las pestañas que se encuentran en segundo plano. Además, se detiene el código JavaScript de estas pestañas en segundo plano para que queden realmente sus pendidas en el navegador.

Algunas páginas web como Facebook, Twitter, Gmail, Slack, YouTube o Evernote, entre otras, utilizan estos “contadores” JavaScript para mantenerse activas y poder estar siempre actualizadas. Sin embargo, tal como asegura Google, muchos desarrolladores abusan de estos contadores, por lo que se han visto en la obligación de tomar esta decisión.

Las páginas que reproducen audio o que utilizan conexiones controladas en tiempo real como a través de WebSockets o WebRTC no se han visto afectadas, de momento, por esto.

Gracias a esta suspensión, el consumo de recursos y el gasto de batería se han reducido considerablemente. Si aún no lo hemos descargado, el nuevo Google Chrome 57 se encuentra disponible de forma gratuita desde el siguiente enlace.

Si queremos una limitación mucho más radical, Google nos permite habilitar las funciones experimentales añadiendo el siguiente parámetro al acceso directo desde el que lanzamos el navegador:

  • –disable-background-timer-throttling

Google Chrome 57 - Limitar segundo plano

Google va a seguir limitando la actividad de las webs en segundo plano de Google Chrome durante los próximos años

Esta medida es solo la primera de un proyecto que durará varios años durante los cuales Google irá limitando cada vez más el uso de recursos de las pestañas y procesos en segundo plano en su navegador.

A lo largo de 2017, la compañía bloqueará definitivamente todos los procesos en segundo plano (no solo los contadores JavaScript) en los dispositivos móviles y también se empezarán a limitar las aplicaciones web comprobando que no están abusando de esta medida A finales de este año, el navegador también va a empezar a limitar todo aquel contenido que no se muestre en la pantalla.

A lo largo de 2018, el navegador será mucho más radical con los procesos cargados en segundo plano de las pestañas y, además, se va a empezar a bloquear por defecto toda la actividad de las pestañas que permanezcan activas durante más de N minutos, salvo que una función explícita declare lo contrario.

Por último, a partir de 2020, todas las páginas cargadas en segundo plano quedarán suspendidas por completo.

¿Qué te parece esta nueva función? ¿Crees que era necesario limitar el uso de estas webs en segundo plano?

Fuente > Chromium

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo