¿Por qué el Explorador de archivos consume el 100% de la CPU del PC?

Por regla general cuando trabajamos a diario con nuestro ordenador intentamos tomar ciertas precauciones para que el consumo de recursos no sea muy elevado. Esto es algo que afecta tanto a la CPU del ordenador, como la memoria RAM o las unidades de disco, algo que por cierto no siempre logramos.

Todo esto en gran medida va a depender de la potencia nativa de nuestro PC, así como de las aplicaciones que tengamos instaladas, el uso que hagamos de las mismas. También es verdad que en determinados momentos llevamos a cabo algunas acciones que podrían parecer inocuas, pero que afectan negativamente al rendimiento del ordenador. Llegados a ese punto, esto nos puede hacer perder una buena cantidad de tiempo e incluso bloquear el equipo por completo.

El consumo de CPU afecta al resto de aplicaciones

Sirva como ejemplo muy claro el caso del que os hablaremos a continuación y que afecta directamente al trabajo diario con el Explorador de archivos de Windows. Este es un elemento que parece en un principio bastante sencillo y que no debería darnos problemas, más si tenemos en cuenta su extendido uso. Pero en ocasiones nos daremos cuenta de que repentinamente esta función del sistema está consumiendo el 100% de la CPU de nuestro equipo. Esto se puede convertir en un inconveniente, más si estamos trabajando al mismo tiempo con otras aplicaciones en ejecución.

Este es un problema que se puede dar por diversas razones, como suele ser habitual en el sistema operativo de Microsoft. Pero al mismo tiempo es algo que podemos evitar en la mayoría de las ocasiones, a no ser que dispongamos de un equipo demasiado antiguo o limitado en cuanto a especificaciones. En primer lugar, os diremos que este alto consumo de la CPU del equipo por parte del Explorador puede darse por el tamaño de los archivos con los que trabajamos.

Evita este problema en el Explorador

Por ejemplo, si estamos copiando o moviendo un fichero, o varios, de gran tamaño de una ubicación de disco a otra, veremos cómo el consumo de este componente se dispara. Esto es algo que se hace especialmente patente cuando las unidades de almacenamiento son HDD en lugar de SSD. Llegado el caso lo mejor que podemos hacer es realizar estas tareas cuando no estemos trabajando con otros programas en el equipo. Eso por no hablar de la gestión de archivos entre dispositivos externos que tengamos conectados, algo que se puede hacer insufrible.

Explorador de archivos

Otra de las razones más habituales por las que nos podemos encontrar con este problema de consumo de CPU en el Explorador viene dado por el número de sesiones abiertas. Con esto lo que queremos decir es que en la mayoría de las ocasiones no va a ser la mejor idea abrir varias ventanas de Windows. Normalmente hacemos esto con el fin de trabajar con varios archivos o carpetas al mismo tiempo. Sin embargo, esto se puede convertir más en un problema que una solución. En multitud de ocasiones se ha podido comprobar que copiar o mover ficheros y carpetas en múltiples sesiones del explorador de archivos es más lento que hacerlo uno a uno.

La razón de esto es sencilla, y es que podremos comprobar cala abril muchas sesiones del explorador y ponerlas en marcha, los recursos del equipo se saturan y prácticamente bloquean el sistema. Además, los errores en el proceso de copia se multiplican, por lo que tendremos que empezar de nuevo.

1 Comentario