TaskExplorer: la alternativa más completa al Administrador de Tareas de Windows 10

TaskExplorer: la alternativa más completa al Administrador de Tareas de Windows 10

Rubén Velasco

El Administrador de Tareas de Windows es una de las herramientas de administración del sistema operativo más útiles en el día a día. Gracias a él podemos tener controlados todos los procesos que se ejecutan en nuestro ordenador, conocer con detalle qué está consumiendo nuestros recursos y, en caso de que algún programa se quede bloqueado, podremos forzar su cierre desde él. Además, también podemos conocer información sobre nuestro hardware y todos los recursos de nuestro PC. Aunque este Administrador de Tareas no está nada mal, hay muchos aspectos de él que pueden ser mejorables. Y por ello, existen interesantes alternativas diseñadas para sacar más partido a esta herramienta en nuestro PC como es el caso de TaskExplorer.

TaskExplorer es, probablemente, una de las alternativas más completas al Administrador de Tareas de Windows 10. Este programa es totalmente gratuito y de código abierto, y, además de ofrecernos lo mismo que la herramienta de Microsoft, sus funciones van aún más allá.

Algunas de las principales características de este programa son:

  • Monitoriza la actividad de todos los procesos en ejecución.
  • La interfaz de usuario es sencilla y se centra en mostrar datos en tiempo real.
  • Los paneles están siempre a mano, a uno o dos clics de distancia. No abre ventanas para mostrar información adicional.
  • Permite ver información detallada al máximo sobre todos los procesos, las conexiones abiertas, el estado del hardware, etc.

Este programa es totalmente gratuito y de código abierto. Su código fuente está disponible para todo aquel que quiera revisarlo. Si queremos descargarlo, podemos hacerlo desde el siguiente enlace.

Cómo funciona TaskExplorer

Una vez descargado ejecutamos el archivo del programa. Este nos permitirá elegir si queremos instalarlo en el ordenador, o extraerlo para usarlo de forma portable. Una vez tengamos instalado, o extraído el administrador de tareas, lo ejecutaremos.

TaskExplorer - Administrador de tareas para Windows 10 - 1

Seguro que la primera vez que ejecutemos el programa podemos pensar que la interfaz es un poco caótica. Aunque nos haremos a ella muy pronto.

Como podemos ver, la interfaz principal tiene una gran cantidad de filas, columnas y pestañas. Y dentro de cada apartado podremos encontrar información diferente relacionada con nuestro sistema. En la parte superior vamos a poder ver, además de los menús del programa, una serie de gráficos sobre el rendimiento de nuestro ordenador y un resumen sobre los procesos que se están ejecutando.

TaskExplorer - Administrador de tareas para Windows 10 - 2

También vamos a poder encontrar, en la parte izquierda, la típica lista con todos los procesos que se están ejecutando, junto con sus iconos, sus tipos, el estado, el PID y mucho más. La segunda columna tiene un scroll horizontal que nos permitirá desplazarnos por toda la información.

TaskExplorer - Administrador de tareas para Windows 10 - 3

En la parte derecha encontraremos una serie de apartados, separados en pestañas, en los que podemos ver información detallada sobre nuestro sistema operativo. Concretamente sobre nuestro hardware. Por ejemplo, vamos a poder ver en detalle el uso de nuestra CPU, de la memoria RAM, de la CPU, de las tarjetas de red, etc.

Y por último, el apartado de la parte inferior derecha de la ventana nos permite conocer toda la información de cada proceso que seleccionemos.

¿Quieres saberlo todo sobre tu PC? Usa TaskExplorer

El Administrador de Tareas de Windows 10 está bien. Y para la mayoría de los usuarios desde luego será más que suficiente. Pero nunca está de más poder tener a mano otras alternativas que nos permitan tener mucho más control sobre nuestro sistema y todos los procesos. Y es aquí donde entra en juego TaskExplorer.

Este administrador de tareas está claramente enfocado a usuarios avanzados, y aunque es relativamente sencillo de utilizar y comprender, y nos permite tener todo siempre a mano, si queremos sacarle todo el partido y no perdernos entre sus innumerables funciones, lo mejor es hacer su ventana lo más grande posible para que entren todos los menús y todas las herramientas.

Si estás buscando un Administrador de tareas potente, con más funciones que el de Windows, sencillo de usar y además de código abierto, sin duda TaskExplorer te sorprenderá.