Waifu2x: conoce esta herramienta para duplicar el tamaño de cualquier foto sin perder calidad

Dependiendo del tipo de uso que vayamos a hacer de los contenidos multimedia con los que tratamos en estos momentos, estos tendrán que tener un determinado tamaño, calidad y peso, de ahí el dilema al que casi siempre nos estamos enfrentando, si priorizar la calidad y formato del contenido, o su tamaño como fichero.

Esto es algo que podemos extrapolar tanto a los ficheros de vídeo, como los musicales o los fotográficos, ya que en todos los casos debemos ajustar todo lo que podamos el peso de los archivos como tal, para que al mismo tiempo pierdan la menor calidad como sea posible, algo que no siempre es sencillo. Así, en estas líneas nos vamos a centrar en un tipo de contenido en concreto que usamos prácticamente a diario como son las fotografías.

Estos son, como la mayoría de vosotros ya sabréis, unos elementos que en estos momentos podemos usar en todo tipo de entornos y plataformas, ya sea para enviar por correo electrónico, compartir en redes sociales o aplicaciones de mensajería, para editar, o para usar en grandes proyectos relacionados con el mundo del diseño. Pues bien, como hemos comentado anteriormente, dependiendo del tipo de uso que vayamos a hacer de estos ficheros, tendremos que priorizar, o bien la calidad del contenido, su tamaño real, o bien el peso del propio archivo.

Evidentemente lo perfecto sería poder aumentar el tamaño real de las imágenes todo lo que necesitásemos, sin que esto afectase a su peso ni a su calidad, algo bastante complicado en la mayoría de los casos, aunque hay programas que lo intentan, y muchas veces con buenos resultados. De hecho ahora os vamos a hablar de una de estas aplicaciones, en concreto de Waifu2x, una herramienta que nos será de gran ayuda a la hora de aumentar el tamaño de nuestras fotos, sin que estas pierdan calidad real de imagen.

Waifu

Duplica el tamaño de tus fotos sin pérdida de calidad aparente

De hecho el propio desarrollador nos quiere hacer saber que con su software podremos duplicar el tamaño de estas fotos propias, sin que su calidad se vea afectada, lo que nos puede ser de gran utilidad. Pue bien, para todo ello, lo primero que haremos será probar la plataforma web que sus desarrolladores ponen a nuestra disposición para que podamos hacer uso de su aplicación directamente desde el navegador.

Una vez aquí, tendremos la oportunidad, o bien de especificar la URL en la que se encuentra la foto que deseamos tratar, o bien subirla desde nuestras unidades de disco a través del botón “Examinar”. Después tendremos que especificar si estamos tratando con una foto o con una ilustración o dibujo, todo para que los resultados sean los más óptimos. Además, también tenemos la posibilidad de indicar a la app la reducción de ruido en la imagen que deseamos que se aplique, así como el aumento de tamaño: 1,6x o 2x.

Y eso es todo, una vez configurado el proceso dependiendo de nuestras necesidades, ya podremos descargar el fichero resultante a nuestro disco duro a través del botón “Convertir”, por cierto con muy buenos resultados, como hemos podido comprobar.