¿La copia de archivos es muy lenta en Windows 10? Así puedes solucionarlo

Escrito por David Onieva
Herramientas del Sistema

No podemos negar que por regla general movemos una gran cantidad de ficheros y carpetas en nuestro PC, muchos de estos hacia dispositivos externos USB, por ejemplo, por lo que a veces vemos que la velocidad de copia es demasiado lenta y no entendemos la razón.

Decir que este es un problema común y que existen algunas soluciones disponibles para todo ello, algunas de las cuales vamos a repasar en estas líneas. Así, lo que vamos a intentar es aumentar la velocidad de copia de información en Windows 10.

En primer lugar podemos intentar cambiar el puerto USB donde hemos conectado el dispositivo externo. Al mismo tiempo, si la unidad USB es compatible con USB 3.0 / 3.1, deberíamos, asegurarnos de conectarla en un puerto USB 3.0 / 3.1 si es que el equipo dispone de alguno; suele diferenciarse porque es de color azul.

Llegado el caso, otra posible solución es actualizar los controladores USB, ya que las velocidades de copia lentas también pueden ser un efecto secundario de unos controladores defectuosos, algo que podemos lograr visitando el sitio web oficial del fabricante del PC. Además hay que tener en cuenta que con esta misma tarea, resolvemos otros problemas menores relacionados con estas unidades de almacenamiento.

Otra buena idea es corregir los errores con el disco duro o unidad externa donde copiamos los datos, algo que llevamos a cabo haciendo clic con el botón derecho del ratón en la unidad correspondiente y seleccionando “Propiedades / Herramientas / Comprobación de errores / Comprobar”. Esto escaneará la unidad en busca de errores y también nos proporciona una opción para corregirlos en caso de que los localice.

Compartir USB

Otros métodos para acelerar la copia de ficheros en Windows 10

En el caso de que veamos que una unidad externa funciona demasiado lenta, antes de copiar los datos a esta, podemos volver a formatearla en formato NTFS en lugar de FAT32 si es que la tenemos en ese modo. Esto lo hacemos haciendo clic con el botón derecho del ratón en la opción “Formatear” del menú, donde seleccionamos NTFS como formato de archivo, a continuación desactivamos “Formato rápido” para asegurarnos de que la unidad esté totalmente limpia y libre de errores.

Por otro lado, otro método para acelerar la copia de ficheros, podría pasar por cambiar la política de extracción de los dispositivos USB. Para ello conectamos el disco duro externo al ordenador y hacemos clic con el botón derecho del ratón en el mismo, donde seleccionamos “Propiedades / Hardware”, e indicamos que se habilite el almacenamiento en caché de escritura en Windows.

Eso sí, en este caso es recomendable desconectar ese dispositivo USB siempre de forma segura, de lo contrario puede provocar la corrupción de los datos.

Fuente > TWC

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo