La actualización KB4103721 para Windows 10 April 2018 Update está bloqueando algunos ordenadores

Ayer fue el segundo martes de mayo, lo que significa que Microsoft ha lanzado sus nuevos parches de seguridad para corregir todo tipo de vulnerabilidades en Windows y demás programas de la compañía. Este mes, estos parches tienen cierta importancia adicional debido a que Microsoft tenía planeado lanzar junto a ellos el primer parche acumulativo (KB4103721) para su nueva actualización Windows 10 April 2018 Update, parche que acabaría con la mayoría de los problemas del sistema operativo. Sin embargo, parece que este parche no ha salido como esperaba.

Desde ayer por la noche, ha crecido el número de usuarios que, tanto en Reddit como en los propios foros de Microsoft, están reportando todo tipo de problemas con esta nueva actualización de Windows 10. Además de los típicos problemas a la hora de intentar instalar la actualización, muchos usuarios que consiguen instalarla sin problema se han encontrado con que, después de reiniciar el ordenador, este se queda con la pantalla en negro, siendo imposible utilizarlo.

Cuanto mayor es el número de usuarios que instala esta actualización mayor es el número de usuarios que reporta todo tipo de problemas. Pese a ello, en la página de esta actualización Microsoft indica que no hay errores conocidos vinculados con esta nueva actualización. Aunque probablemente Microsoft esté controlando ya esta actualización, de momento la compañía no ha considerado retirarla de Windows Update, por lo que, si la instalamos, corremos el riesgo de que nuestro sistema quede inutilizado.

Actualización KB4103721 Windows 10 April 2018 Update

Cómo corregir los problemas con la actualización KB4103721 en Windows 10 April 2018 Update

Aunque Microsoft no ha facilitado ninguna ayuda a los usuarios que se han encontrado con la pantalla negra en sus ordenadores tras actualizar, la comunidad enseguida se ha puesto a buscar la forma de ayudar a los usuarios y, aunque de momento no se conoce la causa de este error, parece que solucionarlo es tan sencillo como desinstalar la actualización.

Para ello, después de reiniciar a la fuerza nuestro ordenador deberíamos ver la pantalla de recuperación de Windows 10. En ella, simplemente abriremos un terminal de CMD y ejecutaremos el siguiente comando que nos permitirá reiniciar nuestro ordenador en modo seguro:

  • bcdedit /set {default} safeboot minimal

Cuando reiniciemos nuestro ordenador, automáticamente ese iniciará en modo seguro, modo en el que, por suerte, esta actualización no causa problemas. Una vez en él, lo que debemos hacer es desinstalar la actualización KB4103721 responsable de este pantallazo negro.

Una vez desinstalada la actualización, nuestro sistema debería volver a funcionar con total normalidad. Eso sí, debemos tener cuidado de que no se nos vuelva a instalar de nuevo la actualización a través de Windows Update, por lo que sería recomendable aplazar la instalación de los parches de seguridad unos días, al menos hasta que Microsoft admita y corrija el error.

¿Has instalado ya la actualización KB4103721 en Windows 10 April 2018 Update? ¿Has tenido problemas?