Cuidado, miles de aplicaciones Android violan la privacidad de los niños

Escrito por David Onieva
Actualidad

Tras lo sucedido estos días atrás con todo lo referente a la red social Facebook, la privacidad de nuestros datos se ha convertido en un tema candente, algo que tiene a la gente más alerta en este sentido de lo habitual.

Al igual que en su momento sucedió con el popular portal de vídeos streaming, YouTube, un nuevo estudio realizado por investigadores del Instituto Internacional de Informática, están informando de que miles de aplicaciones Android podrían estar violando la Ley de Protección de la Privacidad Infantil on-line (COPPA). Sin embargo, por el momento y a diferencia del caso YouTube, todavía hay cierta incertidumbre sobre quién debe ser legalmente el responsable de todo ello, o si hay una clara violación.

Partiendo de la base de que filtrar datos privados ya es bastante malo, las cosas van a mucho peor cuando se trata de niños. Y es que estos investigadores desarrollaron y utilizaron una herramienta automatizada para analizar hasta 5855 apps populares de Android que fueron comercializadas o categorizadas como “familiares”, y los resultados no fueron en absoluto buenos.

Se ha podido saber que el 5% de estas recogieron datos de localización o de contacto de los usuarios, información como el número de teléfono o la dirección de correo, todo sin obtener el consentimiento de los padres previamente. Por otro lado, un total de 1.100 aplicaciones de las estudiadas, es decir, un 19%, compartieron información sensible con servicios de terceros cuyos términos prohibían explícitamente su uso en aplicaciones para niños, probablemente porque se dedican a estudios relacionados con el comportamiento.

Play Store Android

Hay que vigilar las aplicaciones “familiares” que usan los niños en Android

Al mismo tiempo 2281 de estas apps, un 39%, parecían violar las condiciones de servicio de Google en relación al uso compartido de identificadores que proporcionan información que puede asociarse a un individuo a lo largo del tiempo entre plataformas, aplicaciones, o dispositivos; mientras que el 40% compartían información personal de los usuarios a través de Internet sin aplicar medidas de seguridad.

Y para terminar, de las 1280 herramientas que se integraron con Facebook, el 92% no utilizó correctamente las opciones de configuración de la empresa para proteger a los usuarios menores de 13 años.

Lo peor de todo, más que las cifras en sí, es que la COPPA como tal podría no ser lo suficientemente fuerte o estricta como para perseguir estas posibles violaciones detectadas, ya que las empresas desarrolladoras se mueven en el límite de la legalidad en lo que se refiere a los usuarios menores de 13 años. Así, estas empresas han encontrado una zona gris en la que podrían ser capaces de eludir estos requisitos sin ni siquiera preocuparse, por lo que deben ser los adultos los que deberían estar atentos a las aplicaciones usadas por los niños.

Fuente > SlashGear

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo