Windows Signature Edition, el Windows que debería venir en tu portátil nuevo

Escrito por Rubén Velasco
Sistemas Operativos

Cuando instalamos Windows en un ordenador, o compramos un ordenador nuevo, por lo general solemos encontrarnos con las versiones más conocidas de Windows 10, es decir, la Home, la Pro, la Enterprise y, desde hace algunos meses, Windows 10 S, la versión “limitada” de este sistema operativo. Sin embargo, también existen otras versiones de Windows que pueden venir instaladas por defecto en algunas versiones del sistema operativo, como, por ejemplo, Windows 10 Signature Edition.

Sin duda, uno de los mayores inconvenientes a la hora de comprar un ordenador que viene con Windows pre-instalado es la gran cantidad de software basura que viene pre-instalado junto al sistema operativo. Aplicaciones publicitarias, software espía y versiones de prueba, así como una gran cantidad de certificados raíz inseguros, son algunos de los problemas de comprar un ordenador con un Windows ya instalado.

Aunque siempre tenemos la posibilidad de comprar un ordenador sin Windows, e instalar nosotros mismos el sistema operativo que queramos, no siempre los ordenadores que compramos pre-configurados vienen con todo este software basura instalado por defecto, aunque para ello debemos fijarnos en que nuestro equipo venga con un “Windows Signature Edition” instalado en él.

¿Qué es Windows 10 Signature Edition?

Windows Signature Edition es una versión de Windows especial para OEMs (fabricantes) que, a diferencia de las versiones normales que se suelen instalar, esta no viene con ningún tipo de software basura instalado en el equipo.

Si compramos un portátil con Windows 10 Signature Edition, por ejemplo, la versión de Windows 10 será la misma que vendrá en cualquier otro modelo con Windows 10, sin funciones ni características extra, simplemente un Windows 10 limpio, igual que el que podemos instalar nosotros mismos en nuestra casa descargando la ISO de Windows 10.

Entonces, ¿merece la pena Windows Signature Edition? Sí, por el simple hecho de no tener que cargar con todo el software basura que instalan los fabricantes. Microsoft, por ejemplo, recomienda buscar portátiles que vengan con esta versión de Windows ya que, principalmente, al no tener todo el software basura instalado, estas funcionan mejor, más rápidas y, además, alargan más la duración de la batería.

¿Qué pasa si no encuentro ningún equipo con Windows Signature Edition?

Como hemos dicho, la única diferencia es que estas versiones son versiones “limpias” de Windows, sin ningún tipo de software basura ni publicitario, pero nada más.

Si no encontramos ningún ordenador que venga con esta versión de Windows, lo único que tendremos que hacer, nada más comprarlo, es descargarnos una ISO de Windows 10 e instalar el sistema operativo manualmente, formateando el disco duro y eliminando el sistema operativo que viene de base en el equipo. De esta manera, podremos tener un Windows 10 limpio y libre del software basura que instalan los fabricantes.

Si no queremos formatear nuestro ordenador nuevo, existe una aplicación, llamada PC Decrapifier que nos ayuda a eliminar todo este software no deseado de nuestro Windows para dejarlo lo más limpio posible.

¿Sueles buscar un ordenador sin sistema operativo o un Windows Signature Edition, o prefieres un ordenador normal y ponerlo a punto tu mismo?

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo