Collabora Office, una alternativa a Office basada en LibreOffice

Escrito por Rubén Velasco
Actualidad
0

Microsoft Office es la suite ofimática más conocida y utilizada en todo el mundo, sin embargo, no es la única y, probablemente, tampoco la mejor. LibreOffice es una alternativa gratuita y de código abierto a esta suite que nos ofrece, sin depender de una licencia, de la mayoría de las funciones y características de esta, aunque, por desgracia, no está pensada para empresas, y es aquí donde entra en juego Collabora Office.

Collabora Office es considerado como la versión corporativa de LibreOffice. Esta suite ofimática se basa principalmente en la suite de código abierto de la Document Foundation a la que, además, añade una serie de funciones y servicios que, por defecto, no están disponibles, como el trabajo colaborativo y la posibilidad de acceder a todos los documentos directamente a través de Internet.

Esta semana pasada, los responsables de Collabora Office, además, han lanzado una nueva versión de la misma, la 5.3, basada en LibreOffice 5.3, de la que incorpora la mayoría de las mejoras y novedades, como los cambios en la interfaz, el modo seguro y todas las mejoras y novedades de las principales aplicaciones de la suite ofimática, como Writer, Calc e Impress.

Collabora Office Calc 5.3

Esta nueva versión, igual que las demás, tendrá un soporte LTS de 5 años en su versión GovOffice (pensada para entornos gubernamentales) y de 3 años para el sector empresarial. Dos veces al año, además, se implementarán actualizaciones mayores con nuevas funciones y características totalmente probadas y depuradas para garantizar el correcto funcionamiento en todos los sistemas.

Diferencias entre Collabora Office y LibreOffice

A grandes rasgos podríamos decir que Collabora Office no es más que una versión de LibreOffice de pago, y en cierto modo es así, aunque no del todo. La suite de Collabora Office es una versión de LibreOffice estable a la que van actualizando periódicamente para garantizar un correcto funcionamiento y unas actualizaciones a la altura sin tener que ir cambiando de versiones constantemente.

Además de las actualizaciones necesarias para el correcto funcionamiento de la plataforma en entornos corporativos, esta suite empresarial cuenta con una mejor integración en la nube (como la conexión CMIS) y la posibilidad de realizar trabajo colaborativo.

Por ello, el pago de Collabora Office no es en realidad por el producto en sí, ya que el producto es muy parecido a LibreOffice, sino que en realidad se paga por el soporte empresarial que ofrecen, un soporte muy superior al de muchas plataformas totalmente privativas, pero con la diferencia de que Collabora nace a partir de un proyecto de código abierto y sus responsables son defensores de este tipo de software.

Podemos probar de forma gratuita esta suite ofimática desde su página web principal.

¿Qué te parece Collabora Office? ¿Crees que otras plataformas OpenSource similares deberían tener el mismo soporte de cara a entrar en los entornos empresariales?

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo