HandBrake 1.0, la nueva gran actualización de este conversor de vídeo

Escrito por Rubén Velasco
Actualidad
2

HandBrake es un conversor de vídeo gratuito y de código abierto diseñado para facilitar el uso de distintas librerías de terceros conocidas, como ffmpeg, para permitirnos convertir prácticamente cualquier vídeo, sea cual sea su formato, y sin la necesidad de depender de más codecs adicionales.

A lo largo de este fin de semana, los responsables de este conversor de vídeo han lanzado una nueva versión del mismo llena de cambios y mejoras en todos los aspectos, tanto en la conversión entre los distintos formatos de vídeo como en el funcionamiento sobre los distintos sistemas operativos, especialmente en Windows y macOS (ya que esta herramienta desde siempre ha estado optimizada para Linux, sistema para el que fue desarrollada originalmente).

El nuevo HandBrake 1.0 llega tras 13 largos años de desarrollo y desde este momento ya se encuentra disponible para descargar en su página web principal. A continuación, vamos a ver sus principales novedades.

Novedades del nuevo HandBrake 1.0

Como hemos dicho, el nuevo HandBrake 1.0 es una gran actualización llena de cambios, por lo que es muy complicado hablar de todos ellos. Sin embargo, vamos a intentar ver un resumen con las novedades más importantes de esta herramienta.

La primera de las novedades es el soporte para el nuevo codec Intel QuickSync H.265/HEVC, codec que funciona en los procesadores Intel Skylake y posteriores. Esta nueva versión también se ha centrado en brindar soporte para los vídeos Ultra HD o 4K. Además, también se han incluido nuevas funciones por defecto para múltiples dispositivos con las que podremos ahorrar tiempo a la hora de convertir nuestros vídeos.

HandBrake 1.0

Esta nueva versión también ha actualizado todas las librerías de terceros y ha incluido nuevos modos, como el Modo Anamórfico y varias optimizaciones de cara a los distintos filtros que se pueden aplicar a la herramienta.

Los usuarios de Windows también han recibido muchas mejoras específicas para ellos, como una reducción considerable del tamaño del instalador, la posibilidad de pausar y continuar los procesos de conversión y la eliminación de la interfaz de comandos debido a que prácticamente nadie la utilizaba y del codec DirectX Video Acceleration (DVXA) a causa de los problemas que causaba.

Además, toda la documentación de este conversor de vídeo ha sido actualizada. La lista completa y detallada con todos los cambios de esta actualización podemos verla en el siguiente enlace.

A pesar de ser una gran herramienta, HandBrake, de momento, no es compatible con distintas APIs como NVENC y AMDAPP que mejoran notablemente el rendimiento de las conversiones al sacar el máximo provecho de las tarjetas gráficas. Sin embargo, debemos tener en cuenta que estamos hablando de una excelente herramienta gratuita y de código abierto, igual (e incluso superior) a muchas de las alternativas privativas que tienen un coste de licencia superior a 50 euros.

¿Qué te parece HandBrake? ¿Utilizas otras herramientas para convertir y procesar tus vídeos?

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo