Guía básica para instalar y comenzar a utilizar Tor Browser

Escrito por Roberto Adeva
Navegadores
0

Actualmente, los usuarios que navegan a diario por Internet son más conscientes de la importancia que tienen los términos seguridad y privacidad mientras circulamos por la red. Esto ha provocado que cada vez, sean más los interesados en hacer uso de determinados servicios o herramientas para mantener a salvo su privacidad y aumentar su seguridad, ya que hoy en día son muchas las amenazas o ataques que podemos recibir casi sin darnos cuenta y poner en peligro cualquier tipo de información personal o confidencial.

En este sentido, la red Tor es uno de los referentes, ya que permite navegar de forma anónima por Internet evitando el control de datos de las grandes compañías. Sin embargo, para conectarnos a ella es necesario realizar una serie de configuraciones y ajustes que puede que no sea demasiado trivial para todo el mundo. Por eso, vamos a mostrar a continuación cómo instalar y comenzar a usar Tor Browser, el navegador basado en Firefox ESR que permite acceder a dicha red de forma más sencilla.

Tor Browser
Para ello, lo primero que tenemos que hacer es descargar Tor Browser desde la página web oficial del proyecto en nuestro idioma y compatible con nuestro sistema operativo. Se nos descargará un fichero ejecutable que al lanzarlo iniciará el asistente para la instalación. Lo primero que tenemos que hacer es elegir el idioma y a continuación la carpeta donde queremos realizar la instalación.

Tor Browser

Pulsamos en siguiente y se iniciará automáticamente el proceso de instalación, que puede durar unos cuantos segundos. Una vez finalizado el asistente de instalación de Tor Browser, ya podemos ejecutarlo. La primera vez, nos encontraremos con una ventana en la que se nos ofrece dos maneras para conectarnos a la red Tor, una ofrece conexión directa a la red, mientras que la otra la debemos utilizar en caso de que nuestro ordenador esté detrás de un proxy o nuestro proveedor de Internet esté bloqueando el acceso a la red Tor.

En la mayoría de ocasiones la conexión directa a la red debería funcionar, por lo que podemos probar a ver si todo va bien. En ese caso, se nos abrirá finalmente una ventana de Tor Browser, que como se puede apreciar tiene especial similitud con el navegador de Mozilla, por lo que no  no resulta difícil de utilizar.

Tor Browser

Entre las opciones que ofrece el navegador, cabe destacar que si pulsamos sobre la pestaña que aparece junto al logo de tor a la izquierda de la barra de direcciones, se va a mostrar un menú desde el que podemos lanzar una nueva instancia del navegador y por lo tanto una nueva identidad, acceder a los ajustes de privacidad y seguridad, configuración de la red Tor, visualizar el circuito para el sitio que estamos visitando o incluso crear uno nuevo.

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo