Cómo instalar Windows 10 de forma gratuita después del 29 de julio

Actualmente Windows 10 está disponible de forma gratuita para todos aquellos que tengan Windows 7 o Windows 8.1. De esta manera han conseguido que muchísimos usuarios que de otra forma no habrían cambiado de sistema operativo, hayan renovado la licencia. Sin embargo, esto acabará el día 29 de julio. Ese será el último día en el que se podrá instalar Windows 10 sin pagar nada. Aunque hay un truco para prorrogar la gratuidad indefinidamente.

Desde que fue lanzado el año pasado, Microsoft advirtió que solo durante el primer año se podría descargar e instalar Windows 10 de forma gratuita. La fecha marcada en rojo era el 29 de julio de 2016, y aunque muchos analistas pensaban que Microsoft prorrogaría la promoción, esto no ha sucedido. Desde Redmond han dejado bien claro que a partir de ese día quien quiera instalar Windows 10 tendrá que pasar por caja y pagar 119€.

Sin embargo, quien hace la ley, hace la trampa. La licencia que adquirimos al instalar Windows 10 sirve única y exclusivamente para este PC, pero es de por vida. Por ese motivo bastaría con descargar e instalar Windows 10 antes del periodo gratuito paro tenerlo siempre disponible. El proceso es muy sencillo.

Recuperación en Windows 10

Windows 10 gratis para siempre

Lo primero que deberemos hacer es crear una copia de seguridad de todo nuestro ordenador, ya que vamos a hacer una restauración. Hay que guardar todo por lo que pudiera pasar. De hecho, no recomendamos hacer esto sin tener una copia de seguridad actualizada. Después deberemos crear un disco de recuperación, otra buena forma para dejar todo atado y bien atado.

Una vez hecho esto, actualizamos a Windows 10. Microsoft ha sido muy pesado a lo largo de todos estos meses por lo que ha conseguido que esto sea lo más fácil del mundo. Una vez que tengamos actualizado Windows 10, ya tendremos el derecho de poder usarlo cuando queramos, tantas veces como queramos, en este PC. La licencia es de por vida. Por este motivo, si queremos seguir con Windows 8.1 o Windows 7, nada más tenemos que ir a ‘Configuración’, pinchar en ‘Actualización y seguridad’ y luego hacer clic en ‘Recuperación’. Si se hace dentro de los 30 días siguientes a la instalación, volver al anterior sistema operativo es muy sencillo, basta con hacer esto. Obviamente, después de los 30 días este sistema seguirá funcionando, aunque no estará tan automatizado como al principio. En este sentido, Microsoft ha ideado un sistema para volver hacia atrás bastante simple.

De esta manera, aunque ahora no queráis actualizar a Windows 10, ya que posiblemente estéis muy a gusto con Windows 7, siempre tendréis la ocasión de actualizar al nuevo sistema operativo de forma gratuita. Y esta es una opción que, por si acaso, no merece la pena perder.

Quizá te interese…