La extraña nueva estrategia de Microsoft

Escrito por Luis Torroba
Actualidad

Hoy es el gran evento del año para Microsoft. Hoy se van a presentar dos nuevos teléfonos, el Lumia 950 y el Lumia 950 XL, una nueva Surface y seguramente también la Microsoft Band 2. Pero a los de Redmond no les importa mucho. Es decir, no les va la vida en vender más o menos teléfonos o más o menos Surfaces. No. Han cambiado su estrategia fijándose en Google.

Hasta hace poco tiempo, bueno, más concretamente hasta que Steve Ballmer dejó la presidencia de Microsoft, los de Redmond estaban obsesionados con llegar al mundo móvil. Habían visto pasar el tren del iPhone a toda velocidad y luego el de Android, sin hacer absolutamente nada para intentar competir con ellos, nada más que confiar en su potente marca.

Cuando vieron que Windows Mobile no iba a ningún sitio, apostaron por Windows Phone, por unirse primero y después comprar Nokia y lanzar muy buenos terminales, la gran mayoría por encima de los de Android si nos referimos a la gama media y baja. Pero tampoco consiguieron nada. Hasta que se han dado cuenta de que Apple y Google son inalcanzables en este terreno Microsoft no ha tenido la cabeza fría para pensar.

Satya Nadella

Satya Nadella

Con la llegada del nuevo CEO se calmaron las cosas. Se puso en marcha Windows 10 y con él una nueva estrategia. Querían que fuera universal y que se pudiera usar en todos los dispositivos, pero su estrategia de venta ha sido diferente. No quieren que los usuarios compren los dispositivos para que usen Windows 10, sino que usen Windows 10 para que terminen comprando los dispositivos.

Por eso los nuevo Lumia no son importantes. Tampoco la Surface. Simplemente están ahí para demostrar lo que pueden hacer unos dispositivos con Windows 10 y para que algunos empresarios los compren. De hecho su diseño lo dice todo. Algo parecido a lo que hace Google con los Nexus. No quieren vivir del hardware. Por eso, su cambio de estrategia, su nueva amistad con Google para que sus servicios lleguen a Windows 10, va encaminada a que la gente use su sistema operativo para que, en un futuro, no vean como una locura dejar su iPhone o su Android y comprarse un dispositivo con Windows, sino que lo vean con un paso normal y hasta lógico viendo que normalmente utilizan software de Microsoft.

Por eso lo que nos enseñen hoy será muy interesante para saber qué pueden hacer estos dispositivos con Windows 10. Pero que se vendan o no, ahora mismo, no es lo más importante para Microsoft.

Quizá te interese…

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo

Comentarios

1 comentario
  1. Anónimo 06 Oct, 15 23:04

    Pues tras la presentación creo que más bien se fijaron en Apple. Casi todo lo presentado estaba orientado a superarlo

    0