Optimiza el consumo de Google Chrome y Chromium

Optimiza el consumo de Google Chrome y Chromium

Rubén Velasco

Google Chrome es uno de los navegadores más utilizados de los últimos tiempos. Su excelente rendimiento y funcionamiento junto a la sincronización e integración total con los servicios de Google hace que muchos usuarios lo utilicen como predeterminado. Uno de los principales problemas de Google Chrome es el excesivo consumo que genera tanto de RAM como de CPU que en ordenadores lentos puede suponer un descenso en el rendimiento general del equipo.

Existen varios trucos para poder optimizar Google Chrome y Chromium para conseguir una mayor fluidez del navegador y una reducción considerable de memoria y recursos.

Gestionar las Flags

Flags son una serie de opciones avanzadas del navegador que nos permiten optimizar (o empeorar) su funcionamiento. Al ser un apartado que afecta directamente al rendimiento de este no debe entrar cualquiera sin los previos conocimientos de lo que se modifica.

Para acceder al apartado de Flags debemos acceder a la siguiente URL: chrome://flags/

chrome_flags_1

Una vez allí debemos buscar y modificar los siguientes apartados:

  • Habilitamos la opción «Ignorar la lista de renderización por software». Esto hace que el renderizado lo realice la GPU liberando así a la CPU de dicho trabajo.
  • Habilitamos la opción «Composición por GPU en todas las páginas» para reforzar y mejorar la opción anterior.
  • Habilitamos la opción «Composición por subprocesos» para hacer que Chrome use todos los cores disponibles del procesador.
  • Habilitamos la opción «Filtros de SVG acelerados por GPU» para mejorar aún más el trabajo en la GPU liberando más la CPU.
  • Habilitamos la opción «Inhabilitar GPU VSync» para mejorar el rendimiento en todos los procesos de la GPU.

Con estos pasos el rendimiento general de nuestro Chrome o Chromium mejorará notablemente. Ya que estamos dentro del apartado Flags podemos habilitar también la opción «DNS asíncrono integrado» para mejorar la velocidad de navegación.

Para que los cambios tengan efecto debemos reiniciar Chrome.

Extensiones útiles

Generalmente las extensiones consumen muchos recursos, sobre todo RAM al tener que estar cargadas constantemente. Existen algunas extensiones que consiguen un mejor rendimiento del navegador liberando RAM y CPU mediante diferentes técnicas.

The Great Suspender. Esta extensión para Chrome nos va a permitir suspender y eliminar de la RAM determinadas pestañas que no utilicemos pero dejándolas aún abiertas. Las pestañas volverán a cargar en el momento que se necesiten.

One Tab. One Tab reduce el consumo del navegador en un 95% cerrando las pestañas abiertas y agrupándolas todas en una única de manera que en caso de necesitarla se cargaría únicamente ella.

Debemos deshabilitar las extensiones y aplicaciones que no utilicemos ya que, como hemos dicho, todas ellas se cargan en memoria produciendo así un consumo innecesario.

Con estos pequeños trucos se mejorará el rendimiento y el consumo de Chrome y su variante Chromium.

¿Conoces algún otro truco para mejorar Chrome?