Microsoft reconoce una vulnerabilidad grave en DirectX todavía sin solución

Microsoft ha reconocido una vulnerabilidad en DirectX que puede permitir la ejecución remota  de código, simplemente si un usuario abre un archivo quicktime modificado. Además los chicos de Redmond tienen constancia de que  esta vulnerabilidad está siendo explotada, y aunque actualmente estén investigando, todavía no tienen lista una solución definitiva. Lo que sí han publicado son los sistemas operativos afectados: Windows 2000 SP4, Windows Server 2003 y Windows XP. Se libran de esta vulnerabilidad zero day los sistemas operativos Windows Vista y Windows Server 2008