Cómo optimizar al máximo el rendimiento de Steam

Escrito por Rubén Velasco
Actualidad
2

Steam es la plataforma más grande en cuanto a distribución de contenidos digitales se refiere. Gracias a Steam, la piratería en el mundo de los videojuegos ha conseguido reducirse considerablemente al ofrecer un sistema centralizado desde el que poder acceder a los juegos desde cualquier lugar y al poder adquirirlos a unos precios más que aceptables. Dependiendo del hardware de un equipo, los juegos de Steam pueden funcionar mejor o peor, aunque siempre podemos llevar a cabo unos trucos que optimicen, a nivel de software, el rendimiento de estos.

Optimizar Windows

Mantener el sistema operativo, en nuestro caso Windows, lo más limpio y optimizado posible afectará de forma directa al funcionamiento de Steam y al rendimiento de los juegos.

Debemos tener los discos duros desfragmentados para que los archivos se encuentren de la forma más contigua posible para acelerar la lectura de estos desde el disco duro. Existen muchos desfragmentadores de discos duros para Windows (incluso el propio Windows viene con uno, aunque no recomendamos utilizar dicha herramienta) por ejemplo, una herramienta de desfragmentación de disco duro gratuita y que ofrece un excelente resultado el Defraggler.

También debemos eliminar todos los archivos temporales de Windows que únicamente nos ocupan espacio en los discos duros y en la memoria y que pueden afectar negativamente al funcionamiento del sistema. Una herramienta para limpiar los archivos inútiles de Windows es Ccleaner. También podemos llevar a cabo una limpieza del registro de Windows con esta herramienta.

CCleaner

Mantener un sistema operativo actualizado es también elemental para obtener el mejor rendimiento posible y, a la vez, estar seguros. Un aspecto muy importante a mantener actualizado son los drivers de nuestro sistema. Los drivers de la tarjeta gráfica, por ejemplo, nos permitirán disfrutar lo máximo posible de las posibilidades que nos ofrece esta. También los drivers de la placa base o de los periféricos nos van a permitir aprovechar lo mejor posible nuestro sistema.

Debemos tener en cuenta que si queremos obtener el mejor rendimiento posible no debemos tener aplicaciones ejecutándose en segundo plano ya que estas consumirán recursos de CPU y de RAM.

Optimizar Steam

Una vez optimizado nuestro sistema operativo debemos realizar unos pequeños ajustes en nuestro cliente de Steam.

En caso de que algún juego no funcione o funcione de forma extraña e incorrecta, Steam ofrece una herramienta de verificación de datos que nos va a permitir analizar rápidamente la instalación y sustituir los datos corruptos en caso de que estos estén presentes dentro de los archivos del juego. Esta función funciona de forma similar a una reinstalación completa del juego y nos garantiza no perder las partidas guardadas en el proceso.

Para acceder al comprobador de caché debemos hacer click con el botón derecho sobre el juego en cuestión y sobre propiedades. Allí situarnos sobre Archivos Locales y seleccionar la opción Verificar Integridad de Caché del juego.

steam_optimizar_foto_1

Podemos mejorar la velocidad de descarga de los juegos en Steam también configurando manualmente nuestra región (para conectarnos automáticamente a los servidores más cercanos). Para ello debemos ir al menú Steam > Parámetros > Descargas y allí indicaremos en “región de descarga” nuestro país, por ejemplo, España.

Mejorar el Hardware

Aunque optimicemos lo máximo posible nuestro sistema operativo, es de vital importancia tener un hardware que nos permita ejecutar los diferentes juegos. Podemos optar por añadir más memoria RAM a nuestro sistema, una gráfica más potente o incluso un disco SSD para aumentar las velocidades de lectura y escritura de los juegos y aumentar así el rendimiento del sistema.

Fuente: Alt1040

Compártelo. ¡Gracias!