Los hackers turcos atacan las web de Windows, Microsoft y MSN en Viernes negro

Escrito por José Castilla
1

Algunas páginas web de Pakistán, están fuera de servicio temporalmente debido a un ataque de hackers turcos el día de Viernes negro. Las páginas web de Windows, Microsoft y también MSN han sido las principales afectadas por los hackers, por lo que ahora el gigante puede tener una preocupación más aparte de algunos problemas con su último sistema operativo Windows 8. Todo ello ocurrió, debido a un fallo de seguridad encontrada en los sistemas pertenecientes a PKINC, un registrador de dominios de origen pakistaní que permitió a los atacantes entrar en los citados sitios web e incluso publicar seguido una página de desfiguración. 

Según la fuente de la noticia, los hackers no sólo atacaron el sitio web corporativo de Microsoft en Pakistán (microsoft.pc), también fueron atacadas las versiones locales de las páginas de Windows (windows.com.pk) y la de MSN en Pakistán (msn.org.pk). Pero los hackers fueron un poco más allá. El mismo Viernes negro en que fueron atacadas las páginas que citamos, también los sitios web de Google, Yahoo, Apple, Coca Cola, HP y el mismo Paypal fueron atacados y modificadas las portadas de sus páginas.

La página desfigurada tenía este aspecto con algunas palabras escritas en la parte superior de la imagen y debajo de ella:

Tal ataque, fue debido a un fallo de seguridad encontrado en un registrador de dominios pakistaní, perteneciente a PKINC, el cual permitió a los hackers turcos entrar en los citados sitios web e incluso provocar tal página de desfiguración que hoy es noticia en algunas web también dedicadas como ésta, al mundo del software y su actualidad. Se piensa, que los ciberdelincuentes utilizaron para hackear tales sitios el mismo método que ya utilizaron para alterar algunas web en Israel tales como MSN, Skype, Live y Groupon días atrás.

Vías: thehackersmedia, softpedia

Contenido recomendado:

Manuales de seguridad

SOFTzone en Facebook

SOFTzone en Twitter

Compártelo. ¡Gracias!